El ministro de Educación, Nicolás Trotta, afirmó hoy que su cartera y el Gobierno nacional trabajan para "ver cuánto más tenemos que acotar la presencialidad" en las aulas "sin llegar a la suspensión de clases", mientras que en la Ciudad de Buenos Aires los gremios docentes UTE, Ademys y Sadop continúan de paro en rechazo al "negacionismo sanitario" del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quien desconoce la suspensión de concurrencia a las escuelas por 15 días en el AMBA dispuesta por un DNU presidencial.

En tanto, la Confederación de Trabajadores del Educación de la República Argentina (Ctera) advirtió hoy sobre "el aumento de casos de coronavirus en las distintas provincias" y sobre la situación de contagios entre docentes y estudiantes, por lo cual solicitó una audiencia con los ministerios de Educación y de Salud nacionales.

"Estamos trabajando para ver cuánto más tenemos que acotar la presencialidad en territorios de alta circulación, sin llegar a la suspensión de clases".

"Estamos trabajando para ver cuánto más tenemos que acotar la presencialidad en territorios de alta circulación, sin llegar a la suspensión de clases", dijo esta mañana el ministro en declaraciones a Radio La Red.

Este viernes vence el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) dictado por el Gobierno nacional que -entre otras medidas sanitarias- suspendió la presencialidad en las aulas del AMBA por 15 días para disminuir la circulación y reducir la cantidad de casos de coronavirus, pero que no fue acatado en la ciudad de Buenos Aires.

"En la región metropolitana proponemos que haya una restricción de la presencialidad y la medida, modalidad e intensidad de eso lo va a definir cada una de las jurisdicciones, no el Estado nacional", afirmó Trotta esta mañana.

De todos modos, destacó que esa propuesta "va a depender de si mejoran los datos de la situación epidemiológica" y añadió: "Es lo que ya presentamos y discutimos en el Consejo Nacional de Educación, con todos los ministros (de Educación) del país".

En ese marco, detalló que "se pueden priorizar los primeros y últimos años del primario y del secundario, o una presencialidad restringida para todos, o incluso enfocado sobre los chicos que han tenido un impacto negativo más marcado en lo educativo por la pandemia".

De hecho, ya trascendió que la ciudad de Buenos Aires está analizando la posibilidad de un sistema de educación que combine la presencialidad para los alumnos del nivel primario con la virtualidad para los del secundario.

Trotta subrayó que "la relación con el Gobierno porteño es de diálogo permanente" y confirmó que ayer intercambió mensajes con su par porteña, Soledad Acuña, y que parte de su equipo "viene conversando con ella".

Asimismo informó: "Seguramente ante del viernes nos reunamos con Acuña y con la ministra de Educación bonaerense, Agustina Vila".

Mientras tanto, el paro docente en la Ciudad de Buenos Aires continúa hoy, por octavo día consecutivo, convocado por los gremios UTE-Ctera, Ademys y Sadop, en rechazo al "negacionismo sanitario" de Rodríguez Larreta.

"El día de hoy la continuidad de la lucha masiva y contundente que viene sosteniendo toda la comunidad educativa volvió a transformarse en una jornada de duelo al recibir la noticia que en horas de la noche había fallecido Sergio, compañero del área de técnica, producto de haber contraído Covid en la escuela donde dictaba clases", sostuvieron desde UTE-en un comunicado difundido ayer.

En este sentido, agregaron que "la política de negación sanitaria y el afán de hacer uso electoral de la educación en medio de la pandemia por parte del Gobierno de la Ciudad suma hoy una nueva víctima fatal llegando a un total de cuatro docentes, un auxiliar y un alumno".

En ese marco, los gremios convocaron a un "nuevo paro docente" y aseguraron: "No vamos a bajar los brazos porque la salud y la vida son prioridad".

Además, difundieron la "creación de un fondo solidario docente en defensa de la salud y de la vida" e invitaron "a la comunidad a colaborar en la lucha contra al negacionismo sanitario de Rodríguez Larreta que pone en riesgo a toda la población".

En tanto, la Ctera advirtió sobre "el aumento de casos de Covid 19 en las distintas provincias" y sobre la situación de contagios entre docentes y estudiantes, por lo cual solicitó una audiencia con los ministerios de Educación y de Salud nacionales.

"La Ctera solicitó audiencia con el Ministerio de Educación y de Salud de la Nación ante el aumento de casos de Covid-19 en las distintas provincias", afirmó la organización gremial en un comunicado divulgado esta mañana, firmado por su titular, Sonia Alesso, y su secretario general adjunto, Roberto Baradel.

Fundamentó la solicitud en que "la Junta Ejecutiva de Ctera analizó ayer el avance del Covid-19 en las distintas provincias del país, además hizo un pormenorizado informe sobre la vacunación a docentes y el cumplimiento estricto de los protocolos en las escuelas".

En ese sentido, la entidad gremial señaló que "el panorama no sólo de la Argentina sino del mundo es preocupante y requiere, por sobre todo, cuidar la salud de la población", y sostuvo que "las escuelas, la comunidad educativa, no son ajenas a esta situación.

(Télam)