La Legislatura porteña aprobó hoy una declaración de repudio al ataque con bombas tipo molotov contra el edificio del Grupo Clarín en el barrio de Barracas y consideró el hecho, ocurrido el lunes último, como un "atentado a la libertad de expresión y de prensa".

"Estas acciones constituyen un atentado a la libertad de expresión y de prensa, así como también una restricción al derecho a la información de la ciudadanía, las que debemos proteger de forma incondicional e inflexible", dice el texto aprobado con los votos de los bloques Vamos Juntos, UCR-Evolución, el Partido Socialista y el Frente de Todos, pero con la abstención del Frente de Izquierda.

Durante la sesión, en un breve segmento de discursos sobre esta declaración, el diputado de UCR-Evolución Martín Ocampo expresó la solidaridad de su bloque "con el medio y sus trabajadores" y definió el ataque como un "atentado contra la democracia".

Luego, el vicepresidente del bloque del Frente de Todos, Javier Andrade, manifestó que "los ataques a la democracia siempre se repudian, así como los actos de violencia y los discursos de odio".

Por su parte, la diputada del Frente de Izquierda Amanda Martín sostuvo: "Nos solidarizamos con los trabajadores que sufrieron este ataque, pero nos vamos a abstener por el uso político que se dará a esta declaración".

Por último, Hernán Reyes, autor del proyecto, marcó la importancia de que los bloques de la Legislatura hayan coincidido en "negar a la violencia como posibilidad política".

Click to enlarge
A fallback.

El multimedio denunció que la sede del diario del barrio de Barracas, ubicada en Piedras al 1700, sufrió el lunes por la noche un ataque con bombas tipo molotov y pidió el "urgente esclarecimiento y sanción" para los responsables, que fueron filmados por cámaras de seguridad.

El ataque, que no causó víctimas ni heridos recibió una contundente condena del Gobierno y de representantes del oficialismo y de la oposición. (Télam)