El ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, advirtió hoy que habrá "muchas dificultades" en la implementación del autotest de Covid, ya que impactará en la "pérdida de control sanitario" de la pandemia.

Mientras la Nación evalúa su implementación, el funcionario de la Provincia de Buenos Aires criticó el autotesteo, al sostener que "tienen muchas dificultades" porque esa modalidad para detectar posibles infecciones llevaría a la "pérdida de control sanitario y de interpretación".

"El autotest no está habilitado en la Provincia de Buenos Aires", precisó Kreplak, y destacó: "La fortaleza más grande que nosotros contamos en el sistema de Salud es la información de los casos que están registrados".

"Sin lugar a dudas la Argentina está capacitada para utilizar estos test", consideró Vizzotti
Click to enlarge
A fallback.

Kreplak sostuvo que "si uno lo hace de manera domiciliaria se perdería el control" del nivel de contagios, y aclaró que ese es un tema que lo "preocupa mucho", tanto "sobre los testeos privados como públicos y cómo se interpretan esos resultados".

Mientras el funcionario bonaerense cuestionó el autotest, la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, confirmó que el Consejo Federal de Salud analizó su implementación. Además, aseguró que "se está trabajando" en el tema e indicó que con "ANMAT está evaluando las presentaciones de los laboratorios".

"Sin lugar a dudas la Argentina está capacitada para utilizar estos test", consideró Vizzotti. La ministra, en conferencia de prensa, señaló que uno de los temas que se está tratando tiene que ver con "la forma de notificación" respecto a "la trazabilidad" de los que se autoevalúan y como se formalizará la carga del resultado del estudio. Vizzotti enfatizó que la instrumentación del autotest se busca mediante un "consenso" con los ministerios de Salud de todas las jurisdicciones, quienes "definirán como se implementará". LC/MG/OM NA