El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, aseguró hoy que a pesar de las medidas "efectivas" que tomó el gobierno nacional para detener la curva de contagios de coronavirus "la situación es complicadísima" con un sistema sanitario que está al "límite", particularmente en el área metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

"Logramos detener el crecimiento aceleradísimo que teníamos pero con eso no alcanza", advirtió el gobernador en conferencia de prensa desde La Plata y agregó que la "meseta" en los contagios alcanzada "involucra seguir con estos grados de tensión del sistema sanitario, que está al borde del colapso".



(Télam)