El ministro de Defensa, Jorge Taiana, dijo hoy que era "necesaria y oportuna" la denominada "misa por la paz y la fraternidad de los argentinos" que se celebró esta tarde en la basílica de Luján, con la participación del presidente Alberto Fernández y gran parte del gabinete nacional, a poco más de una semana del atentado contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

"Era necesaria y oportuna", dijo Taiana en declaraciones a la prensa al retirarse del santuario en Luján, y destacó que tuvo "una repercusión extraordinaria y un mensaje muy bueno" de parte del arzobispo de Mercedes-Luján, Jorge Eduardo Scheinig, que encabezó la celebración.

Asimismo, destacó el hecho de que el arzobispo haya citado en su homilía la encíclica Fratelli Tutti del papa Francisco: "Hay que prestarle más atención a lo que dice Francisco y nos iría mejor".

En cuanto a la ausencia de la oposición en la celebración de esta tarde, el ministro dijo: "Esperamos que Dios los ilumine y que reflexionen que de esta manera no están contribuyendo a esa paz y fraternidad que necesitamos". (Télam)