El diputado nacional del Frente de Todos y titular de la CTA, Hugo Yasky, junto con la ministra de la Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires, Estela Díaz, visitaron hoy a la dirigente social Milagro Sala en su domicilio de Jujuy, donde cumple su condena, para "reafirmar el compromiso con una compañera que está encarcelada de una manera absolutamente injusta e ilegal".

Durante el encuentro, del que participó también el secretario de Organización de la CTA de los Trabajadores, Gustavo Rollandi, se interiorizaron sobre el estado de salud de la dirigente de la Tupac Amaru, quien continúa con el proceso de recuperación por una trombosis venosa profunda en su pierna izquierda, por la que estuvo internada hasta hace unos días.

Además de abordar temas relacionados con lo político y judicial, se ratificó la voluntad de que Milagro Sala integre la conducción de la mesa de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), que va a convocar a una elección para el 9 de noviembre a nivel nacional.

Yasky, Díaz y Rollandi almorzaron con Milagro Sala y luego, por la tarde, se reunieron con sindicatos y organizaciones sociales para conformar la CTA de los Trabajadores en Jujuy, con vistas a dicha elección.

"Hablamos de su futura incorporación cuando se renueve la conducción, ella ha dado su consentimiento", afirmó Yasky y señaló que "la compañera Sala va enorgullecer a la CTA con su participación".

Por otro lado, el diputado aludió a la marcha de mañana por el 70º aniversario del fallecimiento de Eva Perón, sobre el cual consideró que "tendrá una expresión de unidad y masividad porque los trabajadores y las trabajadoras argentinas aprendimos, y fue un legado que nos dejó, respecto a que donde había una necesidad necesariamente había que construir un derecho".

Además, se refirió a la situación que atraviesa el país y denunció que el Gobierno nacional "es víctima de una ofensiva muy profunda y muy agresiva a través de un golpe financiero de mercado y una corrida bancaria".

"Por eso la marcha va a tener un contenido muy particular porque se va a hacer recordando a Eva Perón pero también en medio de estas actitudes que intentan empujar a una devaluación", que llevaría a "pulverizar un salario que de por sí está caído", expresó el legislador.

En ese plano también criticó -aunque sin nombrarlo- a Aldo Rico, al señalar que "hay personajes como éste que de pronto aparecen debajo de las catacumbas, que quiso derrocar a (Raúl) Alfonsín y de buenas a primeras creen que llegó el momento de convocar a las fuerzas armadas a una guerra santa", por lo que "hay una pulseada enorme con algunos sectores autoritarios".

Sobre la salud de Milagro Sala, se mostraron "tranquilos porque está en buenas manos en términos de atención médica aunque su situación es delicada".

"Esperamos que la evaluación sobre todo el tratamiento de esos coágulos sea favorable; ella está bien anímicamente, se cuida mucho y sabe que es una prueba que tiene que afrontar", afirmó Yasky.

Por su parte, Estela Díaz, quien es cofundadora del Comité por la Libertad de Milagro Sala desde el momento de su detención e integra la conducción de la CTA, afirmó: "He seguido muy de cerca su situación y estoy muy preocupada además por sus problemas de salud con tanto tiempo detenida de forma injusta".

En ese sentido, consideró que "lo que ocurre en Jujuy lesiona nuestra democracia", porque "sigue habiendo persecución a las organizaciones populares en la provincia", y aseguró que "hay una intervención directa del poder político sobre el poder judicial, y eso es lo que tiene detenida a Milagro y a otros compañeros".

Y denunció que se ha implementado en Jujuy "un sistema de injerencia directa sobre el poder judicial desde que Morales asumió la gobernación y eso está demostrado en innumerable cantidad de situaciones como el cambio del Superior Tribunal, pero además es algo personal contra Milagro".

Finalmente, la ministra bonaerense recordó que "hace pocos días vino el presidente" Alberto Fernández al sanatorio donde estaba internada para solidarizarse con Sala, y -remarcó- "eso para nosotros, como para Milagro, ha sido importante".

A fines de junio último, el Presidente Alberto Fernández visitó a a dirigente social y aseguró que Sala era víctima de una persecución social y que "ninguna sociedad funciona bien sin un estado de derecho que respete los derechos humanos. Prolongar detenciones preventivas es una forma de violar los derechos humanos".

Milagro Sala permanece detenida desde el 16 de enero de del 2016 y, desde ese momento, se multiplicaron los pedidos de distintas organizaciones por su libertad.

El 23 de noviembre de 2017, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) consideró que Sala permanecía detenida en condiciones incompatibles con su dignidad humana y que la ejecución de la medida privativa de libertad la estaba sometiendo a angustia o dificultades mayores al sufrimiento intrínseco a toda detención, y dictó una medida provisional en ese sentido.

Desde entonces, la Corte IDH no sólo mantiene vigente la medida provisional sino que, además, recibe información periódica que denuncia la falta de independencia del Poder Judicial de la provincia y el impacto que tiene la persecución penal en la integridad física y psíquica de Sala. (Télam)