El gobernador de La Rioja, Ricardo Quintela, dijo hoy que si se realizan las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO), el mes que viene habría que comenzar con las campañas electorales, y eso "va a distraer" a las gobernaciones de la tarea sanitaria que lleven adelante todas las provincias y podría "permitir un rebrote de la pandemia, que es lo que no queremos".

En diálogo con El Destape Radio, Quintela dijo sin embargo que confiaba en que "va a primar la racionalidad" y confirmó su intención de suspenderlas por única vez.

"Tuvimos que dejar nuestros programas de gobierno en stand-by, para priorizar la salud de la gente", afirmó Quintela, y se preguntó: "¿Cómo llevamos adelante una campaña? ¿De manera virtual?"

El gobernador sostuvo que no se puede convocar a la ciudadanía "por la misma pandemia y por la segunda ola que nos está amenazando".

Y añadió: "Los países limítrofes están incendiados. Brasil en una situación límite. Chile, una situación muy difícil. Y son países con los que hay, permanentemente, intercambio comercial".

También afirmó que "si se hacen las PASO", el mes que viene tanto el oficialismo como la oposición tendrán que "encender los motores" de la campaña electoral.

"Esto va a distraer -advirtió- y podría permitir que tengamos un rebrote de la pandemia, que es lo que no queremos".

En este sentido, subrayó que el presidente Alberto Fernández "ha pedido que los legisladores de la oposición acompañen" en la propuesta de suspender las PASO sólo en 2021 por razones de la pandemia, y resaltó que en el último encuentro de mandatarios los gobernadores radicales Gerardo Morales (Jujuy) y Gustavo Valdés (Corrientes) acompañaron la idea de "la suspensión por única vez".

Finalmente, concluyó que "las PASO atentarían contra nuestra propia gente" en materia sanitaria.

Sobre la situación epidemiológica en La Rioja, el mandatario señaló que están teniendo "un control más estricto de la gente que ingresa" de otras provincias y, sobre todo, del Exterior.

En ese punto, Quintela planteó que el desafío en este contexto es cómo implementar "un control sanitario más importante" pero, aclaró, "sin restringir la libertad de circulación".

Detalló además que "la situación de los contagios en La Rioja está estable y bajó sustancialmente la letalidad".

"Tuvimos cerca de 460 fallecidos en toda la pandemia, y no queremos tener más", aseveró por último el gobernador, que además anunció que La Rioja pronto comenzará a vacunar "a los mayores de 60 y a la gente joven con patologías de base". (Télam)