El gobernador de Jujuy y dirigente radical, Gerardo Morales, aseguró que en el 2019 Juntos por el Cambio merecía perder la elección presidencial e insistió en que el ex mandatario Mauricio Macri no es su candidato para 2023, ya que aboga por una fuerza política más de centro y menos radicalizada.

"Hay sectores del Gobierno y de Juntos por el Cambio que profundizan la grieta, que son extremas. Hay un corrimiento a la derecha en una parte de Juntos por el Cambio. Esto se lo dije a Horacio (Rodríguez Larreta). Tiene que haber más política", sostuvo Morales en declaraciones radiales.

El dirigente radical se refirió a lo ocurrido con la coalición que integra en los últimos años y manifestó la necesidad de "seguir fortaleciendo al radicalismo en todo el país", en tanto que aclaró que la idea es "llevar candidato" tanto a gobernador de la Provincia de Buenos Aires como a presidente para 2023.

Respecto al ex presidente Macri, sostuvo que no pudo ir a la presentación de su libro porque estaba ocupado en tareas de gestión pero que le envió un mensaje y lo invitó a presentar el libro en Jujuy, donde dijo que lo acompañaría si acepta. De todos modos, manifestó que Macri no es su candidato para 2023: "Macri no es mi candidato. Quiero un candidato radical para el 2023.

Un Juntos por el Cambio fortalecido que funcione más como una fuerza política y que no represente a la derecha: que se ponga en el centro". En ese sentido, sostuvo que "no hay que volver a cometer errores que se cometieron en el pasado".

"No lo digo ahora, es algo que le dijimos a él cuando gobernaba: el tema tarifas y algunas políticas económicas ortodoxas", indicó. También consideró que "hay que tener una mirada más federal del país" porque la Argentina "va a resolver su economía desde el interior". "El mejor equipo de los últimos 50 años fue un fracaso. La gente nos votó en contra. El radicalismo cree en el Estado y en la inversión pública.

El PRO no cree en el Estado como cree el radicalismo. La gente nos votó en contra porque nos merecíamos que nos voten en contra", aseguró Morales. Y agregó: "No me siento cómodo expresando a la derecha.

El 80% de la gente quiere soluciones para su vida y quiere a alguien de centro". Por último, se refirió al triunfo de Maximiano Abad en la conducción del radicalismo en la Provincia de Buenos Aires y sostuvo que es una "celebración" porque "hubo una muy buena participación" ya que "más de 110 mil afiliados fueron a votar". BAC/CJ NA