El presidente Alberto Fernández aseguró hoy "ninguna decisión fue impensada" al dictar las últimas medidas restrictivas para el Área Metropolitana de Buenos Aires, epicentro de los contagios en el marco de la segunda ola de coronavirus, porque, reiteró, su única preocupación es "cuidar la salud de los argentinos".

El presidente Fernández agradeció a quienes acataron las nuevas restricciones desde el viernes último, cuando entraron en vigencia, porque "salvan de contagio a los argentinos y argentinas" y "preservan la vida", al anunciar hoy una inversión de 10.155 millones de pesos para reforzar el sistema de salud ante la segunda ola de Covid-19. (Télam)