El presidente Alberto Fernández ratificó hoy que su Gobierno va a "garantizar la más absoluta transparencia en la contratación de la obra pública" y dijo que "en los últimos años se ensañaron con ella y la pusieron en un cono de sombra, a veces con razón y a veces por móviles políticos".

Al encabezar el acto por el Día de la Industria, el mandatario cuestionó además la "nefasta actitud de acaparar bienes (de la construcción) tratando de especular con mejores precios", y afirmó que será "inflexible" y caerá sobre ellos "con todo el peso de la ley de abastecimiento"


(Télam)