El presidente Alberto Fernández aseguró hoy que "la economía está creciendo, así como el trabajo registrado", y que las autoridades siguen de cerca la inflación para tomar "medidas concretas", como "controlar los frigoríficos" tras los reiterados aumentos en la carne.

"La economía está creciendo, se están generando puestos de trabajo. Por citar un ejemplo, hoy la UOM tiene 15 mil afiliados más que en diciembre del 2019, lo que da una pauta del crecimiento del trabajo registrado", destacó el mandatario en declaraciones a El Destape Radio.

Por otra parte, el Presidente remarcó que el problema de la inflación "preocupa mucho" al Gobierno y, en ese sentido, adelantó que se tomarán "medidas concretas" para controlar el aumento de precios.

Entre las acciones concretas que se estudian, precisó, figura el control de los frigoríficos "porque el precio de la carne ha aumentado en forma incomprensible".

Por otra parte, respecto de las exportaciones, sostuvo que es "maravilloso" que se vendan al exterior productos argentinos, poer dejó claro que le parece "muy mal que los argentinos paguen la carne como se paga en otros lugares del mundo donde no se produce".

Mencionó como otro tema que preocupa al Gobierno que "el circulante de dinero tiende a reducirse" y lo atribuyó a que "la gente invierte en material de construcción" y eso genera que haya "un faltante de ladrillo y de hierro", por ejemplo, que genera que 'aumente el precio" de esos materiales "en forma preocupante".

Al hacer un análisis más profundo de la situación argentina, el Presidente asumió que existe "una conciencia inflacionaria" en el país que "es muy difícil atacar" y que "cuando empieza a moverse la aguja de la inflación", todos los sectores "empiezan a subir los precios por las dudas", y dijo que esa situación es lo que los economistas llaman "autoconstruida.

"Hablo de almacenes, supermercados, tiendas de ropa, todos suben por las dudas y eso es muy dañino", definió el mandatario y lamentó que esa reacción "tiene que ver con una suerte de historia argentina donde estas cosas pasaron".

En tanto, sobre las tarifas, el jefe de Estado dijo que si hubiese sido el expresidente Mauricio Macri quien hubiese conducido esas gestiones "hubiera subido el gas en agosto del año pasado el 80 por ciento, y ahora el 120 y pico; y la electricidad el 165 por ciento" y afirmó: "Nosotros eso, obviamente, no lo vamos a hacer".

Agregó que el Gobierno trabaja en un "proyecto de ley para declarar la emergencia energética hasta segmentar a los consumidores" y así lograr que pague tarifa plena "quien pueda pagarlo". (Télam)