La primera dama, Fabiola Yáñez, se reunió hoy en París con el director General Adjunto de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), Xing Qu, para considerar y promover estrategias, buenas prácticas y marcos de acción en la lucha contra el acoso y el ciberacoso en la Argentina y el mundo, donde cada año al menos 246 millones de niñas, niños y adolescentes sufren violencia escolar.

En el encuentro, según lo informado por la Casa Rosada, participaron especialistas del área de educación y Yáñez obtuvo un importante apoyo y compromiso de la Unesco para la campaña mundial contra el bullying que lidera y que será lanzada próximamente.

La Unesco es la principal institución que trabaja la problemática del bullying a nivel mundial, a través de la elaboración de estadísticas actualizadas, apoyo para la formulación de políticas eficaces para prevenir y abordar la violencia y acoso escolar, y reforzando las políticas nacionales.

La primera dama, quien integra la comitiva que acompaña al presidente Alberto Fernández en su visita a esta ciudad, destacó que “se trata de una problemática global que afecta a la Argentina y a muchos otros países, y que debe ser abordada de manera coordinada a nivel mundial”.

En esa tarea, señaló la importancia de contar con el trabajo y apoyo de organizaciones internacionales como la Unesco.

En el encuentro además se analizó el papel e impacto de las redes sociales, tanto por la necesidad de promover su autorregulación, así como la educación digital de niños y niñas, y la posibilidad de poder garantizar su acceso a espacios y canales de comunicación, denuncia y acompañamiento.

Como parte central de la lucha contra el acoso y el ciberacoso, la primera dama argentina se refirió a la importancia de la comunicación, la educación y la concientización de todos los actores involucrados, y compartió casos de bullying y ciberacoso sufridos recientemente en el país.

La primera dama destacó que “se trata de una problemática global que afecta a la Argentina y a muchos otros países, y que debe ser abordada de manera coordinada a nivel mundial”.

En ese marco, resaltó no sólo de los múltiples efectos que este flagelo tiene sobre quienes lo sufren, sino también de la diversidad de actores involucrados y afectados, y de la importancia fundamental de un enfoque transversal y multisectorial de la problemática, destaca la información oficial.

Los representantes de la Unesco, por su parte, presentaron algunas de las herramientas que ha desarrollado la organización a partir de estudios que recopilan buenas prácticas utilizadas por los países.

Se destacó el enfoque integrado y basado en derechos utilizado en Argentina para asegurar un ambiente escolar seguro, inclusivo y saludable.

El director General Adjunto subrayó el liderazgo de la Argentina en materia de Educación Sexual Integral (ESI) y señaló que “es parte fundamental de la lucha contra el acoso y el ciberacoso”.

Al expresar su apoyo a la iniciativa presentada por Fabiola Yáñez, la Unesco resaltó y felicitó a la Argentina por el compromiso de autoridades de alto nivel con una temática tan importante, en particular ante los datos alarmantes que demuestran un aumento de los casos a nivel mundial desde la pandemia de Covid-19, indicó la información.

La primera dama estuvo acompañada por la delegada permanente de Argentina ante la UNESCO, Marcela Losardo, quien ponderó la importancia de “fortalecer la cooperación con el organismo y de promover el intercambio mundial de buenas prácticas que puedan contribuir al desarrollo de marcos normativos cada vez más adecuados y actualizados”. (Télam)