El presidente Alberto Fernández dijo hoy que está "seguro" de que "la violencia fascista que se disfraza de republicanismo" no conseguirá "cambiar ese amplio consenso al que adhiere la inmensa mayoría de la sociedad argentina" por la democracia, en alusión al intento de magnicidio contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner

"Aprovechando la desazón que generó la pandemia y los efectos económicos de la guerra, los discursos extremistas y violentos proliferaron y encontraron tierra fértil para sembrar el sentimiento antipolítico en nuestras sociedades", expresó el jefe de Estado al hablar ante la Asamblea General de la ONU.

(Télam)