El juez del Tribunal Oral Federal (TOF) 7 Germán Castelli presentó un recurso de queja ante la Corte Suprema para que se haga lugar a una acción de amparo y se determine que su traslado a ese puesto, realizado en 2018 durante la gestión de Cambiemos, sin mediar concurso, sea considerado "definitivo".

Castelli fue en queja directa ante el máximo tribunal para apelar un fallo de la Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal que, en marzo pasado, confirmó el rechazo del amparo resuelto en primera instancia y ratificó que el cargo en el TOF 7 debe ir a concurso, según informaron fuentes judiciales.

"Se solicita que esa Corte Suprema haga lugar a la presente queja. A su vez, teniendo en consideración la motivación en la que se sustenta, se declare admisible el recurso extraordinario, se revoquen los decisorios impugnados y se haga lugar a la acción de amparo, disponiéndose que el traslado del suscripto al Tribunal Oral Federal N° 7 de CABA (TOF N° 7) sea definitivo", consignó el juez en el escrito.

Además, Castelli pidió que "se le imprima suma urgencia al presente trámite".

La sala III de la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal denegó el recurso extraordinario federal contra la sentencia que confirmó un fallo de primera instancia que había rechazado el amparo.

Castelli integra el TOF 7, que prepara el juicio oral en la llamada causa de los "cuadernos", puesto al que llegó trasladado desde un Tribunal Oral Federal de San Martín.

Ese traslado implicó un cambio de jurisdicción, ya que el Senado le había dado acuerdo para desempeñarse en el fuero federal de San Martín.

Su caso fue uno de los cuestionados desde el Consejo de la Magistratura, junto a los de los jueces de la Cámara Federal porteña Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, porque fueron dispuestos sin el aval del Senado durante la gestión del macrismo.

En relación a los dos últimos, la Corte Suprema ya resolvió que ambos continúen en sus puestos hasta que se completen los concursos correspondientes para ambos cargos, un proceso que ya se inició en el Consejo de la Magistratura.

La Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal decidió que el caso de Castelli es similar a lo resuelto ya por la Corte en relación a Bruglia y Bertuzzi.

Lo hizo al confirmar el fallo de primera instancia de la jueza en lo Contencioso Administrativo Federal Macarena Marra Giménez, quien el 4 de diciembre pasado rechazó el amparo de Castelli y sostuvo que, en su caso, también debe "convocarse un nuevo y específico concurso" para cubrir la vacante en el TOF 7.

Castelli presentó la acción de amparo contra el Consejo de la Magistratura para que la Justicia dictara el "carácter definitivo" de su traslado y declarase la nulidad absoluta e inconstitucionalidad de la resolución plenaria 183, emitida en julio de 2020, del órgano que analiza la conducta de los jueces.

Esa resolución anuló traslados de jueces -entre ellos el de Castelli- al observar que no habían completado el procedimiento previsto en el artículo 99 inciso 4 de la Constitución, que establece que la designación de "los jueces de los tribunales federales inferiores" debe realizarse a partir de una terna postulada por el Consejo de la Magistratura y con acuerdo del Senado.

(Télam)