El Consejo Económico y Social, encabezado por la secretaria de Asuntos Estratégicos, Mercedes Marcó del Pont, se reunió hoy con representantes de entidades religiosas y bloques parlamentarios en el Congreso de la Nación, para avanzar en la construcción de acuerdos multisectoriales que permitan "fortalecer la convivencia democrática" en la Argentina.

El Consejo presentó a las legisladores un documento elaborado y consensuado por sus miembros tras el intento de magnicidio a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, que promueve un conjunto de acuerdos básicos tendientes a fortalecer la democracia argentina.

La convocatoria representó la continuidad de los encuentros y debates impulsados por las y los miembros del Consejo Económico Social frente a la preocupación compartida por los efectos dañinos para la convivencia social y política que tienen las crecientes manifestaciones de intolerancia y violencia.

En el inicio de la reunión, Marco del Pont, puso de relieve el texto a través del cual se convoca "a la sociedad civil y a las instituciones democráticas a trabajar incansablemente para renovar y fortalecer esos acuerdos".

En sus cuatro lineamientos principales se comprometen a "continuar trabajando para fortalecer la convivencia democrática en el país: se rechaza cualquier acto de violencia; se reivindica el diálogo multisectorial como mecanismo para resolver y dirimir, en un ámbito de respeto de la pluralidad y la diversidad, nuestras diferencias, controversias y conflictos y se compromete a seguir trabajando para resolver democráticamente los problemas que aquejan a las argentinas y los argentinos".

Si bien concurrieron desde la mayoría de los bloques parlamentarios que integran la Cámara baja, las autoridades de Juntos por el Cambio decidieron no participar de la reunión desarrollada en el Salón de los Pasos Perdidos.

En su exposición, el presidente del interbloque Provincias Unidas, Luis Di Giácomo, consideró que "con talibanes y con halcones no se puede llegar a nada". Y dijo que "el camino de la construcción es con los moderados", además de advertir que "ni los sindicalistas, ni los empresarios son el enemigo".

Por su parte, la diputada y exintendenta de Rosario Mónica Fein (Socialismo) destacó que "cuando la sociedad se involucra en temas políticos sus aportes suelen ser buenos" y sostuvo que "hay contribuir a una sociedad con igualdad de oportunidades y derechos".

El titular de la bancada oficialista, Germán Martínez, reflexionó: "Creo que a veces nos falta audacia en el diálogo; nos cuesta liberarnos de nuestros elementos más identitarios".

También llamó a "abordar el debate sobre violencia política; discursos de odio e intolerancias, a 40 años de la recuperación de la democracia".

Entre los participantes del encuentro estuvieron Daniel Funes de Rioja, presidente de la UIA; Abel Furlan, secretario general de la UOM; Carlos Achetoni, presidente de Federación Agraria Argentina; Hugo Moyano, secretario general del Sindicato de Camioneros; Natalio Grinman, presidente de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios; Hugo Yasky, diputado y secretario general de la CTA; Ana María Franchi, presidenta del Conicet; José Martins, presidente de la Bolsa de Cereales, e Iván Szczech, expresidente de la Cámara Argentina de la Construcción.

Además asistieron Esteban Castro, secretario General de la UTEP; Carolina Castro, prosecretaria de la UIA; Andrés Rodríguez, secretario general de UPCN; Paula Bibini, presidenta de la Unión Industrial de Salta; Marita Carballo, presidenta de la Academia Nacional de Ciencias Morales y Políticas, y Beatriz Tourn, presidenta de la CAME, entre otros. (Télam)