La Cámara de Diputados convirtió hoy en ley el proyecto de entrada de tropas extranjeras al territorio nacional y la salida fuera de él de fuerzas nacionales, para participar en los ejercicios contemplados en el Programa de Ejercitaciones Combinadas a realizarse entre septiembre y agosto del año próximo.

La inicativa se aprobó con 208 votos contra 4 votos del Frente de Izquierda, mientras que el radical Fabio Quetlas se abstuvo.

De esta manera, diputados del oficialismo y de la oposición avalaron la autorización solicitada por el Poder Ejecutivo que se encuadra en el artículo 75 inciso 28 de la Constitución Nacional.

La norma establece, entre las facultades correspondientes al Congreso de la Nación, la de permitir la introducción de tropas extranjeras en el territorio de la Nación y la salida de las fuerzas nacionales fuera de él.

Al abrir el debate, el presidente de la comisión de Defensa, Alberto Aseff, pidió que "se autorice este proyecto de ley de salida y entrada de tropas para los ejercicios, que bien favorecen a nuestras Fuerzas Armadas en todo aspecto y en todos los planos".

Desde la izquierda, la diputada Myriam Bregman justificó su rechazo al afirmar que "desde nuestro bloque nos vamos a oponer a estos operativos que aquí se pretenden realizar. Proponemos reasignar el gasto que llevan, y dedicarlo inmediatamente a combatir el fuego que azota a las provincias del país".

La diputada del FDT, Agustina Propatto, dijo que "es necesario poner en discusión el rol de las fuerzas armadas en este contexto nacional e internacional" y recordó que hay un comunicado del ministerio de Defensa de "desistir del ejercicio Unitas ya que Brasil ha convocado a este ejercicio Reino Unido".

A su vez, la legisladora de la Libertad Avanza, Victoria Villarroel, señaló que "apoyamos el proyecto y resaltamos el paupérrimo estado de aquellos a los que les reclamamos que den la vida por la patria".

La discusión de esta iniciativa se produjo luego de un tiempo dedicado a homenajes donde se recordaron los 100 años del nacimiento de Antonio Cafiero, y se plantearon algunas cuestiones de privilegio.

Por otro lado, la Cámara de Diputados convirtió en ley por unanimidad el acuerdo que crea la Fundación Internacional UE-ALC, celebrado el 25 de octubre de 2016, en la ciudad de Santo Domingo, República Dominicana. (Télam)