La senadora nacional Juliana Di Tullio aseguró hoy que el tribunal que juzga a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner "ya tiene firmada la condena" pese a "lo escandaloso y de lo grotesco de (Diego) Luciani y de (Sergio) Mola", al tiempo que advirtió que Mauricio Macri está haciendo un "llamado de acuerdo de agresión con sus votantes" por haber dicho en el canal La Nación+ que "un liderazgo se banca muertos".

"El tribunal es un tribunal de inquisición. Y el poder quiere a Cristina presa o muerta, porque es la persona más amenazante para ese poder", sostuvo Di Tullio esta mañana a El Destape Radio, y además señaló que el director ejecutivo del Grupo Clarín, Héctor Magnetto, "hace muchos años que construye dos destinos únicos para Cristina, o presa o muerta".

Al referirse a las declaraciones de anoche de Macri en LN+, la legisladora repudió que el exmandatario haya dicho que un "liderazgo" tiene que estar dispuesto a soportar "muertos".

El fundador del PRO usó esa frase para responder una pregunta del periodista Luis Majul, quien le planteó que una eventual privatización o recorte del personal de Aerolíneas podría generar descontento, protestas y movilizaciones.

En ese punto, la senadora dijo que las palabras de Macri implican "un llamado de acuerdo de agresión con sus votantes" y alertó sobre un proceso gradual de "organización de la violencia" que consideró en pleno desarrollo y que "se concreta" -ejemplificó- con hechos como el intento de asesinato a la Vicepresidenta.

"¿Qué quiere decir que 'un liderazgo se banca muertos'? No un liderazgo democrático. ¿Qué es un liderazgo que se tenga que bancar a la gente en la calle y muertos si es necesario? Es una confesión absurda, pero además es un llamado de agresión, de acuerdo de agresión con sus votantes, que un fiscal no se lo debería permitir", profundizó Di Tullio.

Para la legisladora, lo que dijo Macri "es apología del delito" e insistió en sus críticas al fundador del PRO por haber planteado "que un líder tiene que bancarse la muerte en la calle si hay protestas", lo que refleja -siguió- "el quiebre de la democracia, el quiebre de lo que el radicalismo, con (Raúl) Alfonsín, logró con todos los partidos políticos que formamos parte de la democracia".

"¿Cómo se puede permitir que un hombre que juega electoralmente se banque algunas reglas de la democracia pero no todas? La vida del otro es intocable. A mí me parece que hay una organización de la violencia, que ya hace muchos años que se está organizando, la organizaron durante cuatro años en el gobierno de Macri se materializa en cosas concretos, en hechos reales", agregó.

Sobre el contexto en que se desarrolla el juicio por la causa Vialidad, Di Tullio cuestionó el tratamiento de algunos medios y dijo que el Grupo Clarín es "el vehículo" para "las mentiras y la deshumanización de Cristina".

"Yo no estoy diciendo que Magnetto fue y gatilló ni tampoco nada por el estilo, pero sí que genera una situación en la que Cristina está condenada por la mitad de la población. Generan escenarios para que la política vaya y diga lo que quiera decir, sin ninguna repregunta", objetó Di Tullio.

En esa línea, recordó: "Hay diputados que le dicen chorra y piden pena de muerte para Cristina sin ninguna muestra de periodismo más o menos razonable".

La legisladora dijo estar preocupada porque el país "había hecho un pacto en el '83 de recuperación democrática que tanto costó conseguir", al que se llegó después de "tanta sangre, muerte, desaparición y robo de bebés", como "para que 40 años después haya una ruptura del pacto explícito de sostener la democracia", alertó.

Y planteó su inquietud porque otros sectores políticos estén dispuestos a romper otro "pacto implícito", por el cual "todos los actores sociales, políticos, culturales, económicos y mediáticos tienen el deber constitucional de sostener la democracia y reconocer que la vida del otro y de la otra vale oro, que no se puede poner en riesgo". (Télam)