El juicio por supuesto enriquecimiento ilícito al exjefe del Ejército César Milani se reanudó hoy con declaraciones de testigos vinculados a la compraventa de la casa del partido bonaerense de San Isidro, cuya adquisición no habría podido justificar, según la acusación.

Ante el Tribunal Oral Federal 7 declararon la vendedora de la vivienda en 2010, el escribano que intervino en esa operación y la compradora de un departamento de otro de los acusados, Eduardo Barreiro, informaron fuentes judiciales.

La audiencia dejó de trasmitirse por el canal de Youtube del Tribunal ante el inicio de las etapas de testimoniales.

El jueves de la semana pasada, al inicio del debate oral, Milani sostuvo que se trata de una de las causas que se le "armaron" cuando fue nombrado Jefe del Ejército y aludió a un "ataque inédito" que busca una "condena social" hacia su persona

En el mismo sentido se pronunció días atrás en un comunicado para refutar el contenido de una nota periodística publicada en el diario Clarín que aludió a su persona como "el múltiple cuestionado Jefe del Ejército"

"Fui absuelto o sobreseído por la justicia" en todos esos cuestionamientos "lo que demuestra la falsedad de las calumniosas e injuriosas acusaciones, esperando el mismo resultado en el juicio que se me está llevando a cabo en otra de las tantas causas armadas cuando fui jefe del Ejército", sostuvo.

Al prestar declaración indagatoria en el juicio la semana pasada, aseguró estar "absolutamente tranquilo", conectado desde su casa en el partido bonaerense de San Isidro -cuya compra, según la acusación, no habría podido justificar en 2010-.

Milani, de 67 años, sostuvo que fue blanco "de denuncias de todo tipo y de gran impacto" que "lograron la condena social" pese a que "con el transcurso de los años" todas esas imputaciones terminaron en "sobreseimientos".

El exjefe del Ejército ratificó que su amigo y militar Eduardo Barreiro -también acusado de ser su testaferro en esta causa- le prestó 200.000 dólares para comprar la vivienda en un "mutuo" que ambos firmaron.

El debate oral comenzó por videoconferencia ante el Tribunal Oral Federal 7, integrado por los jueces Germán Castelli, Enrique Méndez Signori y Fernando Canero mientras que la acusación está a cargo de la fiscal Fabiana León.

Milani es defendido por el abogado Alejandro Rúa.

En ese requerimiento, la fiscalía consideró que Milani a la fecha de compra de la propiedad en San Isidro escriturada por 1.500.000 pesos el 10 de junio de 2010, no declaró fondos que "justificaran la procedencia u origen de los fondos que le permitieran tal adquisición".

Las audiencias serán todos los jueves desde las 9.30, y se prevé que declaren unos 60 testigos. (Télam)