La portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, dijo hoy que la violencia institucional es una de las "grandes heridas de la democracia", en referencia al caso de Lucas González, y vinculó el hecho con las declaraciones de "dirigentes de la oposición y periodistas que en algunos medios salen a pedir linchamientos".

"Los hechos de violencia institucional son una de las grandes heridas de la democracia", dijo la funcionaria en declaraciones a la radio on line Futurock, y agregó: "No se trata de un clima de época, no es que estas cosas están pasando ahora".

Cerruti se refirió de esta manera al caso de Lucas González, el adolescente de 17 años asesinado el pasado miércoles por efectivos de la Policía de la Ciudad en el barrio porteño de Barracas.

"Lo de Lucas nos atraviesa el corazón. También siento que cuando tenés una jauría... cuando pienso en todas esas voces de dirigentes de la oposición y de periodistas en los medios pidiendo que maten a un pibito, como es el caso del chico que mató al quiosquero en Ramos Mejía, cuyo caso tiene que ir a la justicia, ahí hay sin duda algo muy fuerte", afirmó.

Explicó que ante hechos resonantes hay sectores que "piden linchamientos, en definitiva asesinatos, y todo lo que una sociedad no tiene que pedir".

Cerruti dijo que existen "un montón de pibes que tienen miedo de la policía solo porque son morochos, porque son pobres, o porque usan gorra".

Click to enlarge
A fallback.

"Ven a un policía y cruzan de calle porque en definitiva saben que son blancos móviles y esto es lo que no debe suceder", finalizó Cerruti. (Télam)