El colectivo de arquitectas en defensa de las tierras públicas pidió a los legisladores que incluyan "taxativamente" en la reforma de la ley de Catastro, que era debatida esta tarde en el Parlamento, "el carácter indefectiblemente público de todas las vías y calles existentes y futuras", así como "la prohibición expresa de constituir enclaves urbanos cerrados".

"La nueva ley no debe contener términos interpretables y/o asimilables a situaciones urbanas ajenas a nuestra cultura ciudadana y a lo expresado en las normas superiores nombradas", sostuvieron desde el grupo de arquitectas en una carta presentada a los diputados.

Asimismo, indicaron que "se debe asegurar que todas las calles y/o vías de nuestra Ciudad sean de dominio público y acceso irrestricto, incorporando así todo sector urbanizado o a urbanizar a la trama urbana",

El pedido surge en el marco de la sesión ordinaria que comenzó a las 12 en la Legislatura porteña para tratar una serie de cambios impulsados por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires a la actual ley de Catastro, la cual regula la ubicación y la extensión de los inmuebles edificados y baldíos.

En ese marco, pidieron "que se incluya taxativamente en el texto propuesto el carácter indefectiblemente público de todas las vías y/o calles existentes y futuras en nuestro territorio, así como también la prohibición expresa de constituir enclaves urbanos cerrados de cualquier tipo".

"Pensamos que un tema de esta relevancia debe ser discutido en profundidad, sobre todo teniendo en cuenta la complejidad de las situaciones contempladas y la multiplicidad de miradas que es necesario incorporar e integrar en una materia que afecta no sólo la propiedad y registro de las cosas inmuebles, sino también aspectos urbanos de gran impacto territorial", advirtieron. (Télam)