El abogado de la vcepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, Carlos Beraldi, consideró hoy que en la causa por Memorándum con Irán "no puede continuar" porque hubo una actitud "no imparcial de los jueces" durante el proceso y adelantó que en la audiencia pública que se se celebrará mañana ante el Tribunal Oral Federal Número 8, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner planteará "la invalidez" de lo actuado en el expediente.

"En el día de mañana va a haber una audiencia para resolver la invalidez que tiene la causa del Memorándum. Hicimos una presentación de 100 páginas en el cual explicamos por qué este proceso no debe continuar. La no imparcialidad de los jueces durante todo el proceso, determina la nulidad de todo lo actuado desde el mes de diciembre del años 2016 en adelante". sostuvo Beraldi en declaraciones a Radio 10.

El Tribunal a cargo del juicio por la firma del Memorándum con Irán por el atentado a la AMIA convocó para mañana viernes a las 11:30 una audiencia pública, de manera previa a resolver si declara la nulidad de la causa, como piden las defensas de la vicepresidenta Fernández de Kirchner y otros imputados.

"Lo que escucharemos mañana será la defensa jurídica de Cristina (Fernández de Kirchner), quien viene siendo perseguida desde hace cuatro años por la causa del Memorándum", sostuvo Beraldi.

CFK BERALDI

El abogado destacó la importancia de que "las personas que son acusadas de un delito tengan la posibilidad en una audiencia oral y pública para exponer sus argumentos sin intermediarios" y dijo que para mañana espera "un cambio de clima y de procedimientos".

El planteo de nulidad que se debatirá en la audiencia gira en torno a la decisión de Hornos y Borinsky de reabrir la causa en diciembre de 2016, en una época coincidente con sus visitas a Macri en Casa Rosada y la Quinta de Olivos, algo que se supo este año.

En este sentido, Beraldi afirmó que "las visitas de los magistrados a la Casa de Gobierno durante la gestión de Cambiemos son el hilo conductor de muchas arbitrariedades que se cometieron en la justicia" y que "Tanto Borinsky como Hornos no deberían haber participado de la causa del Memorándum".

La pesquisa había sido cerrada por inexistencia de delito en una decisión del juez federal Daniel Rafecas, pero Borinsky y Hornos dispusieron su reapertura en 2016. (Télam)