La abogada Karina Giselle Andrade asumió como jueza de primera instancia del fuero Penal, Contravencional y de Faltas de la Ciudad de Buenos Aires, se informó hoy oficialmente.

La nueva magistrada porteña, a quien le tomó juramento la vicepresidenta del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) porteño, Marcela de Langhe, celebró que fuera una mujer quien encabezó esa ceremonia.

"Sabemos del techo de cristal y de lo que nos cuesta ocupar lugares de tanta responsabilidad", aseguró Andrade.

La nueva jueza reivindicó el ejercicio de su rol "de una manera democrática, lo que incluye el uso de un lenguaje claro de cara visible a los justiciables, con una clara perspectiva de género para generar igualdad", indicó la web iJudicial, de la justicia porteña.

Andrade dijo sobre la gente que acude a los tribunales que "nadie va a esos lugares estando contento, sino, con un conflicto. Ya sea porque está imputado y está transitando un proceso penal. O es víctima o así se siente".

Destacó entonces el hecho de "poder atenderlas como a personas que están dentro de un conflicto, y no como meros papeles o 'pdf".

(Télam)