El secretario de Asuntos Estratégicos de la Presidencia, Gustavo Beliz, pidió hoy a la dirigencia política y empresarial "terminar con las peleas" e incorporar "solidaridad y humanidad" a la reconstrucción y el desarrollo del país. Beliz habló en el primer panel de la asamblea anual de la Unión Industrial Argentina (UIA), junto a empresarios, y advirtió que "falta mucho por hacer, no solo al gobierno, sino al conjunto del país". "Hace falta un punto de madurez emocional porque no hay tecnología posible, que pueda reemplazar a una mirada de humanidad para encarar un proceso de desarrollo", dijo el funcionario

Beliz criticó las "peleas permanentes y la incapacidad de crear un clima de madurez emocional que nos pueda hacer reconstruir desde una realidad tan difícil como la que estamos viviendo hoy con la pandemia". Pidió incorporar a la tecnología "un elemento de solidaridad, que viene de abajo hacia arriba. No la da la dirigencia esa solidaridad, la ha dado el pueblo en muchos actos que hemos comprobado en estos meses tan duros". "Ahora falta que esa solidaridad se construya también a nivel dirigencial", enfatizó el funcionario, y resaltó el papel de la UIA, porque la entidad "no se queja y hace, es un espejo para imitar y mirarse para el futuro", al resaltar la creación del centro industrial en la entidad empresarial. Beliz consideró que "el problema del desarrollo no es de software, ni de hardware, sino organizacional e institucional". "Acá no hay una cuestión sectorial de divisiones que sean excluyentes porque la pandemia ha abierto una visión de desarrollo, centrándose sobre todo en la importancia del ser humano", señaló. Advirtió que el desarrollo "no es un desafío tecnológico, sino que es un desafío de humanidad y lo más importante es que sea humanitario, porque la tecnología solo es un medio y toda la organización debe estar apuntada al ser humano". "Hay una puja distributiva e intereses contradictorios que no se pueden negar, pero me parece que un gran ejemplo es lo que acaba de sancionarse en el país, que es la ley de economía del conocimiento, que está a punto de reglamentarse", señaló. Sobre la ley, Beliz dijo que "hubiéramos querido que salga más rápido, porque da un horizonte de trabajo hasta el 2029". Agregó que la norma otorga recursos para actualizar a las pymes, el capital humano de las empresas y darle un sentido federal, incrementar recursos y aprovechar mejor un consenso tácito entre lo público y lo privado, que puede dar muchos frutos". "El Estado tiene que alinear recursos y generar incentivos, y luego el sector privado tiene que ser capaz de demostrar la creatividad que le da su experiencia",señaló. Al citar una frase del escritor Jorge Luis Borges, Beliz dijo que "la esperanza es la memoria del futuro y es importante no quedarnos para atrás, porque sin digitalización no hay industria". Además, anunció que el gobierno tiene en marcha gestiones de créditos para la industria 4.0. Por su parte, en el mismo panel, el presidente de Accenture Argentina, Sergio Kaufman, afirmó que el centro que construyeron junto con la UIA "será el lugar para juntar ideas, porque no hay manera de que la argentina sea competitiva si no pone la tecnología adentro de su industria". Kaufman sostuvo que "hay que acelerar la integración con las pymes, que necesitan mucho más contenidos, y para eso está este centro, para mostrar lo que muchas empresas grandes están haciendo, y distribuirlo en todo el sistema económico argentino". "La Argentina tiene que estar inserta en el mundo en tiempo real, como ocurrirá con este centro, que nace conectado con otros en el planeta", añadió el presidente de Accenture. En tanto, la presidenta del Departamento de Ciencia, Tecnología e Innovación de UIA, Graciela Ciccia, dijo que el centro "va a vincular a las pymes en un concepto de innovación abierto, y vemos este centro como el kilómetro cero para que sea un faro que ilumine a las empresas, para vincularse con el sector público y privado". Ciccia dijo que el centro "elaborará un autodiagnóstico para saber cómo está la industria argentina con respecto al mundo, y cuales son las tecnologías disponibles". "La pandemia nos ha enseñado que la Argentina tiene recursos humanos especializados y es un muy buen negocio invertir en ciencia y tecnología, porque es un antes y un después de esta emergencia sanitaria", señaló

LMD/JC/GAM NA