El intendente de Tres de Febrero salía a una de sus tantas recorridas por los barrios. Allí visitó una de las obras que se están llevando adelante sobre las calles Aldo Della Rosa y Fray Justo Santa María de Oro, en la localidad de Caseros: una plazoleta a la que muchos vecinos ensuciaban con montañas de basura diariamente.

“Fue una forma de llamar la atención para concientizar sobre el daño que nos hace esta falta de convivencia y respeto.”, expresó Valenzuela ante la consulta. “No fue un enojo, lo hice con buena onda, pero marcando con contundencia que nosotros hacemos un gran esfuerzo para mantener limpia cada cuadra, pero es responsabilidad de cada vecino mantener el espacio público en condiciones y no acudir a estas prácticas que atrasan”.

Valenzuela, sobre el final, concluyó: “La solución no es con carteles sino con un cambio de actitudes que hagamos todos”.