En diálogo con Grupo La Provincia el diputado bonaerense del Frente de Izquierda y los Trabajadores – Unidad (FIT-U), Claudio Dellecarbonara, se refirió a su candidatura para renovar la banca, la interna con el MST, y opinó sobre “la grieta”. 

Your browser doesn’t support HTML5 audio

Claudio Dellecarbonara

Lanzaron la campaña en la que usted es precandidato para renovar su banca como diputado provincial por el Frente de Izquierda y los Trabajadores (FIT) Unidad…

Sí, es un gran desafío en lo personal y en general para todas las compañeras y los compañeros en medio de una crisis muy profunda, con un ajuste que se está llevado adelante no sólo en la Provincia sino en todo el país, y un desafío enorme de convertir al FIT-U -que componemos el PTS, el PO, la Izquierda socialista y el MST y representamos más del 80 por ciento de las fuerzas de izquierda en la Argentina- en la tercera fuerza en la provincia y a nivel nacional como la única alternativa de los trabajadores y los sectores populares frente a lo que venimos viendo desde hace décadas.

"Con el espacio que componemos el PTS, el PO, la Izquierda socialista y el MST, representamos más del 80 por ciento de las fuerzas de izquierda en la Argentina"

Más allá de los signos políticos de gobiernos que se han intercalado, que es que han venido gobernando para los intereses de siempre que son los grandes patrones, las grandes multinacionales, los grandes terratenientes, mientras que los sectores obreros, populares, han tenido un descenso contante en su calidad de vida. Por eso para nosotros es un gran desafío representar nuevamente esos intereses como lo hacemos en cada uno de los lugares de trabajo cotidianamente.

¿Cómo ve posicionado al FIT-U respecto a la lista del MST de cara a las PASO?

Desde el FIT-U hicimos una propuesta a otras fuerzas de izquierda menores para conformar un solo frente común, justamente por la tarea que tenemos por delante de convertir a la izquierda en la tercera fuerza a nivel nacional y porque somos la única fuerza que estamos en cada una de las luchas de los trabajadores, entonces nos parecía importante poder conformar un gran frente de toda la izquierda.

Lamentablemente no lo pudimos hacer, dentro del FIT-U los compañeros del MST decidieron optar por el mecanismo de las PASO, pero lo fundamental es que en las generales vamos a tener una opción unificada que a nivel nacional e internacional es un ejemplo teniendo en cuenta la necesidad que hay de unificar las fuerzas que representan los intereses de los trabajadores.

"Lo importante es que de cara a las generales el FIT-U va a tener una única lista para avanzar en la unidad de la fuerza de los trabajadores"

Vemos con mucha expectativa que la lista que encabezan Nicolás (Del Caño) y Romina (Del Plá) sea la que más representatividad obtenga en las elecciones, si bien lo importante es que de cara a las generales el FIT-U va a tener una única lista para avanzar en la unidad de la fuerza de los trabajadores, que somos los que movemos el mundo, para que no nos hagan pagar una vez más las consecuencias de una crisis que han generado desde el propio capitalismo y que están intentado hacernos pagar una vez más.

Respecto a esta intención de convertirse “en la tercera fuerza”, ¿Cree que el descontento de la población con la clase política -pandemia mediante- puede influir en que la izquierda sea vista como la salida a la grieta?

Nosotros estamos convencidos que sí. De hecho hay ejemplos anteriores, como la elección de Jujuy, donde el FIT-U fue la tercera fuerza a nivel provincial, en algunos distritos segunda y en otros, inclusive, primera fuerza.

Hay que decir también que la única grieta real que existe, no la que inventan para los discursos en la televisión o para hacer campaña, es entre los que defendemos los intereses de los trabajadores y los sectores populares y el resto, que de una u otra manera defiende los intereses de los grandes empresarios como se vio muy crudamente durante la pandemia.

"La única grieta real que existe es entre los que defendemos los intereses de los trabajadores y los sectores populares y el resto"

Hay algunos que dicen defender los intereses de los trabajadores y cuando gobiernan les pasan por arriba con la topadora y les prenden fuego las pocas pertenencias que tienen cuando recaman un derecho humano como el de la vivienda, o que ajustan a los jubilados como primera medida, o los que hace cuatro años decían que venían a acabar con la pobreza y cuando se fueron dejaron índices de pobreza como nunca antes en la Argentina.

O los Randazzo, que cuando hablan lo único que dicen es que tienen intención de plantear una modificación en la legislación laboral para apretar más, para tercerizar más, para explotar más a los trabajadores, o que piden represión, o estos que utilizan el nombre de libertarios, pero de eso no tienen nada porque están en contra de todos los derechos y la única libertad que defienden es la de los patrones de hacerse cada vez más ricos a costa de los trabajadores.

"Estamos planteando, como propuesta hacia la campaña, la reducción de la jornada laboral para que se repartan todas las horas disponibles entre todos los que necesitan trabajar sin afectar el salario"

Los que defendemos los intereses de los trabajadores queremos otra clase de sociedad, donde los recursos que sobran no estén en manos de unos pocos mientras la inmensa mayoría de la población pelea por migajas, cuando en realidad hay recursos para que todos vivamos bien.

Por eso también estamos planteando, como propuesta hacia la campaña, la reducción de la jornada laboral para que se repartan todas las horas disponibles entre todos los que necesitan trabajar sin afectar el salario y con salarios acordes a la canasta familiar para empezar a darle solución al problema del trabajo.

Esta es la razón por la que organizamos alternativas a las burocracias sindicales, que también forman parte de los partidos tradicionales, van en las listas de los partidos patronales, que no han hecho nada para enfrentar las consecuencias de la crisis, del ajuste, de la pandemia contra el pueblo trabajador