Mirá la entrevista de GRUPOLAPROVINCIA.COM con Juan Malpeli.

Me gustaría conocer cómo continúan las negociaciones por las conformaciones de las comisiones. Sé que ya hay como un cierre y que usted va a estar a cargo de la Comisión de Derechos Humanos. ¿Esto ya se puede confirmar?

En principio, sí. Según sabemos están ya confirmadas, no hay una confirmación oficial, en realidad sabemos mucho más por los medios que por las confirmaciones oficiales, pero sí por lo que sabemos están confirmadas.

A mí me toca ser parte, entre otras comisiones, de la Comisión de Derechos Humanos, la cual tengo el orgullo y honor de presidir. Y después voy a ser vicepresidente en la Comisión de Relaciones Parlamentarias y secretario en la de Transporte. Creo que también soy parte de Comercio Exterior y estamos viendo en la de Obras Públicas.

¿Cómo fueron las negociaciones? ¿Estuvieron un tanto trabadas? Son comisiones fuertes. ¿Cómo se imagina en estos nuevos roles por encarar en la Cámara baja?

Tengo entendido que en la Cámara de Diputados las negociaciones fueron bastante aceitadas o se han puesto de acuerdo bastante rápido. Por lo que sé, estaba un poco más trabado en el Senado. Por eso tardó un poco la definición.

En la Cámara de Diputados hubo un acuerdo bastante rápido y estábamos esperando el acuerdo general para ya tener las comisiones conformadas.

En este contexto y en estos primeros meses del año y de actividad de la Cámara de Diputados, ¿cómo analiza que va a ser este 2022 en el recinto?

Creo que en principio la actividad va a ser muy activa, muy movida, porque venimos de dos años de pandemia con un recinto que sesionaba virtualmente, de manera remota, con muy poca gente presencial. Se trabajó mucho, pero no es lo mismo, la presencialidad en el ámbito legislativo es muy importante.

"Ya tuvimos varias sesiones y todas fueron muy debatidas, con mucha ganas de verse y de discutir lo que hay que discutir"

Este sería un año muy activo en base a eso: estamos volviendo a la presencialidad, ya tuvimos varias sesiones y todas fueron muy charladas, muy debatidas, con mucha ganas de verse y de discutir lo que hay que discutir y obviamente votar y encontrar esos consensos que decíamos, que en todo ámbito legislativo en algún momento lo tenés que buscar y votar.

Lo llevo al ámbito nacional. ¿Cómo analiza el rol de Sergio Massa en este tire y afloje que hay en el Gobierno nacional entre Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner?

Me parece que Sergio está teniendo un rol de gran dirigente, podríamos decirle mediador, cuidando este Frente de Todos que tanto costó construir, esta alianza electoral que nos permitió derrotar a otro frente que para nosotros y para la mayoría de la gente fue bastante negativo para el país y para la provincia de Buenos Aires en particular.

Este frente, que tiene diferencias, se pudo conformar, pudo ganar y al gobernar nos encontramos con la pandemia que fue muy difícil para todos y para el Gobierno. También nos encontramos con esta mega deuda tomada ilegal, gigante, que había que resolver. Y eso tiene sus deferencias. No todos pensamos que hay que resolverlo de la misma manera. Muchísimas diferencias que se debaten y se discuten. Eso se vio.

Me parece que con gente como Sergio, mismo el presidente Alberto Fernández, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, tenemos muchísimos dirigentes que acompañan de fuste que saben lo que necesita el país, saben que la unidad es fundamental.

Sergio siempre lo dice: unidad en la diversidad es lo que fortalece al Frente de Todos y él no solo lo dice sino que trabaja en consecuencia.

¿Están trabajando desde el massismo en una posible candidatura de Sergio Massa para presidente?

Nosotros como Frente Renovador obviamente que quisiéramos, trabajamos y nos gustaría que nuestro conductor, nuestro jefe político, en algún momento pueda ser el mayor mandatario del país o ser parte de este gobierno como es ahora en este momento.

La política no es solo una persona. Más allá de ser un sistema presidencialista, son equipos de gobierno que llevan adelante y sobre todo en un país que necesita tantas transformaciones.

"Como Frente Renovador obviamente que quisiéramos, trabajamos y nos gustaría que Sergio Massa pueda ser el mayor mandatario del país"

También creemos y aparte lo charlamos permanentemente que todavía no es momento de hablar de candidaturas. Falta mucho, recién salimos de una elección, con cuatro años de una gestión muy mala, con dos años de pandemia que fueron desastrosos a nivel mundial financieramente, económicamente, a nivel desarrollo. Y con una deuda que es casi imposible de hacerse cargo y así y todo estamos viendo cómo hacernos cargo y le ponemos el pecho.

Me parece que hablar hoy de candidaturas, sabiendo que falta un año largo y medio, dos casi, es una falta de respeto, una tomada de pelo, más allá de apetencias personales que todos tenemos o futuros que uno visualiza, tiene ganas o trabaja en pos de ello.

Todos los espacios políticos por igual tienen alguna apetencia, alguna idea, y trabajan en pos de eso todos los días. Tenemos que tener en claro que eso no puede anteponerse al día a día, a tratar de solucionar los grandes problemas que tenemos.

Uno de los graves problemas que hay en el país, que aqueja a los bonaerenses y a los argentinos en general es la inflación. El Indec estará dando a conocer en los próximos minutos el índice de inflación del mes de marzo que se prevé por encima del 6 %. En este contexto, el gobernador Axel Kicillof presentó una estrategia para evitar la continua suba de los productos. ¿Qué análisis pudo hacer de esa presentación realizada días atrás que tiene como fin terminar con la especulación?

En primer lugar, contar que vengo del Centro Cultural Kirchner (CCK) de la presentación del parlamento de Eurolat, que son legisladores de América Latina y de Europa. En el discurso el copresidente español, Javi López, hablaba del problema grande de la inflación a nivel mundial.

Países que muy pocas veces o nunca habían sufrido inflación empezaron a sufrir y muy fuertemente. A veces pensamos que somos los únicos a los que nos pasan las cosas. Hay cuestiones que hay que tomarlas macroeconómicamente como dijo el ministro (Martín) Guzmán hace unos días en una entrevista televisiva.

En base a las cuestiones de Axel (Kicillof), creo que son buenas entendiendo que todo lo que sirva para aplacar, para parar, para poner un poco de control a esta suba de precios que sabemos que en la gran mayoría de los casos es especulativa…

Habrá casos puntuales que tienen que ver con la guerra, con el camino hacia la salida de la pandemia, pero la gran mayoría es especulativa, es una cuestión de monopolios, de muy pocos vivos que durante la pandemia usufructuaron de muchas ayudas del Estado nacional, como es el IFE, los subsidios, y ahora cuando hay que poner entre todos la espalda te dicen “no, la ganancia, que esto, que el otro”…y, es un poco desleal.

A nivel del día a día lo que el Gobernador quiere hacer me parece que es muy bueno y que puede llegar no sé si a solucionar del todo la inflación, pero sí a combatirla fuertemente y eso es importante. Quitar algunos intermediarios, bajar los costos de logística de transporte, muchas cosas que tienen que ver con la formación de precios.

Y que vuelvan a ser fuertes los mercados bonaerenses en los municipios.

Eso es fundamental. En todos los casos donde hubo o hay mercados la gente siempre que puede lo aprovecha. Eso demuestra que cuando uno aplica la ley de góndolas, cuando hay más productos, cuando el producto viene derecho del productor al consumidor, la gente lo utiliza y a la gente le alcanza más el mango.

Uno cuando va a comprar lo que ve es que día a día la plata te dura menos, te alcanza menos o te significa menos. En eso me parece que tenemos que ir combatiéndolo con todas las acciones que pueda haber.

Me parece que en definitiva lo puntual es lo macroeconómico que tiene que apuntar a la especulación de pocos vivos que ganan mucho y que hacen hambrear a muchísima gente que es el pueblo argentino