El vicepresidente de Brasil, Hamilton Mourao, afirmó hoy que "no hay clima" en el Congreso para abrir un juicio político al presidente Jair Bolsonaro y se alineó detrás del jefe del Estado en las tensiones contra el juez de la corte suprema que investiga una presunta trama golpista en el oficialismo y que fue elegido por el mandatario como su enemigo público número uno.

"No veo un clima de impeachment del presidente, sea en la población como un todo o dentro del propio Congreso, donde contamos con una mayoría confortable de 200 diputados que no es una gran mayoría para aprobar grandes proyectos pero es capaz de impedir que prospere un proceso de destitución del presidente", dijo Mourao a periodistas antes de una misión con embajadores a la región amazónica.

Mourao, quien se ha quejado regularmente por no tener diálogo con Bolsonaro, participó ayer del acto en Brasilia en apoyo al presidente porque consideró que es equivocado que el juez de la corte Alexandre de Moraes se encargue de llevar adelante la investigación sobre difusión de noticias falsas en redes sociales contra las instituciones democrática, causa que involucra directamente al mandatario.

"Hay una tensión entre el Ejecutivo y la corte. El proceso no puede ser conducido por el juez y sí por el fiscal general. Si le entrega el expediente al fiscal general, la tensión va a bajar", dijo Mourao, quien no quiso comentar sobre el anuncio de Bolsonaro de que no cumplirá más decisiones judiciales en ese proceso.

El fiscal general es Augusto Aras, designado en el cargo por Bolsonaro y considerado un candidato del presidente para ocupar la próxima vacante en el Supremo Tribunal Federal.

Moura dijo que la convocatoria popular de ayer a favor de Bolsonaro "fue expresiva".

"Hubo una cantidad enorme de gente, se advierten los cambios que hay en la política porque antes la calle era dominio de los sectores de izquierda apenas", evaluó el general retirado.

Bolsonaro mantenía esta mañana una reunión de gabinete ampliado con ministros, jefes militares y presidentes de los bancos públicos. (Télam)