Un equipo de expertos en derechos humanos de la ONU visitará Ecuador para evaluar la situación de las cárceles, en un contexto de grave crisis carcelaria, recurrentes motines y violencia en prisiones, anunció hoy el organismo internacional.

Un comunicado difundido en Ginebra precisa que el Subcomité para la Prevención de la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes (SPT) de la ONU llegará al país sudamericano el 25 de septiembre y permanecerá allí hasta el 1 de octubre, informó la agencia de noticias AFP.

"Nuestro enfoque principal será la actual crisis carcelaria en el país. También evaluaremos cómo las autoridades y el mecanismo nacional de prevención del Ecuador han implementado nuestras recomendaciones anteriores", dijo María Luisa Romero, jefa de la Delegación y miembro del SPT.

Desde febrero de 2021, en Ecuador se produjeron siete masacres carcelarias, algunas de las cuales figuran entre las peores en América Latina, que en total dejaron unos 400 metros.

El país andino está ubicado entre Colombia y Perú, los mayores productores de cocaína en el mundo, y enfrenta un fuerte aumento del narcotráfico y la criminalidad.

En ese contexto, miembros de diversas bandas vinculadas al narcotráfico se disputan el poder dentro de las prisiones, con matanzas que dejan cuerpos desmembrados e incinerados.

En medio de una situación que se agrava día a día, a principios de septiembre, la alcaldesa de la ciudad ecuatoriana de Guayaquil, Cynthia Viteri, sugirió al Gobierno nacional trasladar el penal de la ciudad -sede de varias masacres- a una isla bajo jurisdicción local, como un aporte a resolver la compleja situación carcelaria.

El subcomité de la ONU visitó por primera vez Ecuador en 2014 para asesorar y prestar asistencia técnica al mecanismo nacional de prevención (MNP) del Ecuador, el organismo independiente de vigilancia de la prevención de la tortura del país.

"Esperamos una estrecha colaboración con el mecanismo nacional de prevención durante esta visita", afirmó Romero.

"Formularemos nuevas recomendaciones al Estado y al MNP basadas en las observaciones hechas durante la misión, incluyendo las visitas a lugares de privación de libertad para observar las condiciones de detención", agregó.

Ecuador ratificó el Protocolo Facultativo de la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes (Opcat) en 2010, y bajo su mandato el SPT puede realizar visitas sin previo aviso a todos los lugares donde se priva a las personas de su libertad.

La delegación del SPT sostendrá reuniones con autoridades gubernamentales, sociedad civil, agencias de la ONU y además el MNP, con quién visitará lugares de privación de libertad, según el comunicado.

Después de la visita, el SPT compartirá un informe con las autoridades y con el MNP con sus recomendaciones, que será confidencial salvo que el gobierno ecuatoriano decida lo contrario. (Télam)