El Reino Unido aprobó hoy un nuevo paquete de sanciones contra Rusia por la invasión de Ucrania que afectará una variedad de bienes y tecnología, la exportación de combustible para aviones y la exportación o uso en Rusia de libras esterlinas o euros.

"Prohíbase la exportación, el transporte, la transferencia (...) de bienes y tecnologías para la refinación de petróleo", dijo el Ministerio de Comercio Exterior británico en un comunicado.

El Gobierno del primer ministro Boris Johnson prohibió también a las compañías locales exportar a Rusia combustible para aviones y aditivos para combustibles, agregó la cartera.

El Reino Unido impuso además restricciones a las exportaciones de sus tecnologías para producir armas químicas y bacteriológicas, entre otras medidas que afectan también al transporte marítimo, dijo el Ministerio, informó la agencia de noticias Sputnik.

Con estas medidas, más el envío de armas al Ejército ucraniano, Londres se suma a la ofensiva económica declarada por Estados Unidos y la Unión Europea (UE) a Rusia como represalia por la invasión a Ucrania. (Télam)