El presidente ruso Vladimir Putin firmó hoy la prolongación del tratado de desarme nuclear New Start, tras la negociación concluida esta semana entre Moscú y Washington para salvar el pacto, en lo que fue la primera victoria en política exterior de Joe Biden como mandatario de EEUU..

"Vladimir Putin firmó la ley federal sobre la ratificación del acuerdo para la extensión del tratado entre Rusia y Estados Unidos, sobre las medidas para reducir y limitar las armas estratégicas ofensivas", indicó el Kremlin en un comunicado.

Esta extensión del acuerdo durará cinco años, hasta el 5 de febrero de 2026. Ya había sido aprobada por el parlamento ruso el miércoles.

Putin había estimado el miércoles pasado que esta prolongación era un paso "en la buena dirección", pero advirtió que la seguridad global seguía bajo amenaza a causa de las crecientes tensiones internacionales.

El New Start es el último acuerdo bilateral de este tipo que vincula a ambas potencias nucleares, destacó la agencia de noticias AFP.

Su prórroga hace esperar una mejora del diálogo entre Washington y Moscú, una semana después de la llegada de Joe Biden al poder en Estados Unidos, aunque ambos países ya advirtieron que se mantendrán firmes en sus intereses nacionales.

El acuerdo, firmado en 2010, limita los arsenales de ambos a 1.550 ojivas cada uno, es decir un 30% menos del umbral fijado en 2002, y a 800 lanzadores y bombarderos pesados, una cantidad que, no obstante, sigue bastando para destruir la Tierra varias veces. (Télam)