El primer ministro haitiano, Ariel Henry, prometió hoy hacer justicia por el asesinato del presidente Jovenel Moise, a dos meses de su magnicidio y con una investigación que tiene 40 detenidos entre policías, responsables de seguridad y un presunto autor intelectual.

"7 de septiembre: dos meses en que el presidente Jovenel ha sido asesinado de forma cobarde, salvaje y espantosa. Mi Gobierno está firmemente decidido a que se haga justicia y a llevar ante la Justicia a sus asesinos", tuiteó Henry sobre el magnicidio de Moise en su residencia de Puerto Príncipe, la capital de Haití, una ciudad donde pueden verse en las calles gigantografías con frases pronunciadas por el gobernante asesinado.

Por el crimen ya fueron detenidas al menos 40 personas, de ellas 18 colombianos, una veintena de policías, responsables de seguridad y un presunto autor intelectual, el médico Emmanuel Sanon.

El ex primer ministro y actual canciller haitiano, Claude Joseph, reiteró a la ONU la importancia de conformar un tribunal internacional especial "para juzgar y condenar a los responsables de este atroz asesinato, cuya preparación y ejecución tienen alcance internacional", según informó la agencia de noticias Sputnik.

De acuerdo con el ministro, los autores intelectuales y financistas del crimen continúan circulando con impunidad, un discurso similar al de la exprimera dama Martine Moise, quien también lo recordó en sus redes.

“Honramos la memoria del presidente Jovenel, seguiremos luchando para que el sol brille para los más débiles”, dijo Martine en Twitter.

El Gobierno de Haití asegura que en los últimos 25 años ningún crimen de alto perfil se llevó a juicio, y muchos de los responsables murieron sin pisar la cárcel. La organización teme que suceda lo mismo con el reciente magnicidio. (Télam)