El presidente de Colombia, Gustavo Petro, pidió hoy perdón a Haití por la participación de una veintena de ciudadanos colombianos en el crimen del entonces presidente caribeño Jovenel Moise, ocurrido en julio del año pasado en Puerto Príncipe.

“Hoy le pedí perdón a Haití por el asesinato de su presidente cometido por mercenarios colombianos”, escribió Petro en su cuenta de la red Twitter, sin aportar otros detalles.

Petro está en Nueva York como parte de la asamblea general de la ONU; adonde habló ayer.

Moise fue asesinado en su residencia del barrio Pelerin de la capital haitiano por un comando de al menos 28 personas, que le disparó 16 veces e hirió a su esposa.

Ese mismo día fueron detenidos 18 exmilitares colombianos convertidos en mercenarios, aparentemente reclutados por una empresa con sede en Miami.

Todos están en cárceles de Haití y EEUU a la espera del juicio, mientras la investigación sufrió varios cambios de jueces y aparece empantanada en torno de la autoría intelectual. (Télam)