La gobernadora de la provincia de Pichincha y una de las dirigentes correistas que en 2013 intentó avanzar en una mayor despenalización del aborto en Ecuador, Paola Pabón, consideró que su candidato presidencial para las elecciones de este domingo, Andrés Arauz, aportará una mirada fresca y diferente a un debate que hace siete años cerró tajantemente el expresidente Rafael Correa.

"Este es un nuevo momento para la Revolución Ciudadana. Nuestro candidato es un joven de 35 años, tiene una mirada diferente sobre la ampliación de los derechos de la naturaleza, de las mujeres, de las etnias, y creo que hay muchas posibilidades para seguir logrando las conquistas que para nosotras son fundamentales", aseguró Pabón a Télam.

"Necesitamos tener la soberanía de nuestros cuerpos para poder generar condiciones de igualdad y equidad frente a los hombres", agregó.

Pabón junto a otras legisladoras protagonizó un fuerte cruce público con Correa hace siete años cuando impulsó incluir la despenalización del aborto en caso de violación o de enfermedad mental de la persona gestante en la reforma del Código Penal que se discutía en la Asamblea Legislativa.

Finalmente, la entonces legisladora terminó retirando su moción para evitar un quiebre en su bancada.

Hoy Pabón prefiere recordar los avances que sí realizó su fuerza en materia de género.

"Durante su paso en el legislativo y ejecutivo nuestra organización política impulsó medidas de avances en materia de derecho de las mujeres, como la seguridad social para amas de casa, el reconocimiento del trabajo doméstico, la obligatoriedad del seguro social para las trabajadoras remuneradas del hogar, aprobamos la ley de identidad de género, tipificamos el femicidio, la violencia física, psicológica y sexual", enumeró.

Sin embargo, consideró que aún queda latente en la sociedad el debate sobre el aborto.

"En 2013 no pudimos pasar la prueba frente al debate de la Interrupción Voluntaria del Embarazo, que sin duda no está saldado en la sociedad y que dividió a nuestra organización política. A pesar de que hay un gran apoyo de nuestros parlamentarios en ese sentido, también hay sectores que piensan que no es un momento para que la sociedad pueda votar esos temas", explicó

Para ella, una victoria de Arauz este domingo podría inclinar la balanza a favor de un cambio.

El 29 de enero, Arauz tuiteó una carta a las mujeres con una serie de propuestas, entre las que se destacaba la creación de "la Secretaría de las Mujeres y la igualdad con rango de ministerio", y "políticas para garantizar el derecho a la salud de las mujeres" y el cuidado de "la salud y los proyectos de vida de las niñas y adolescentes".

Esta posición, aún si no respondió a todas las demandas del movimiento feminista ecuatoriano, sí se desmarcó del otro favorito para alcanzar la Presidencia, el empresario Guillermo Lasso, un miembro del Opus Dei, que se pronunció en varias ocasiones en contra del proyecto de Interrupción Legal del Embarazo, incluso en caso de violación.

Consciente a la atención y votos que atrae el tema, Lasso esquivó responder la semana pasada si vetaría un eventual proyecto aprobado por el congreso: "Déjeme ganar elecciones, déjeme posicionar, déjeme que ese supuesto se dé y allí encontrará y sabrá mi respuesta". (Télam)