El presidente de Perú, Pedro Castillo, aceptó la renuncia del ministro de Desarrollo Agrario y Riego, Javier Arce, quien llevaba dos semanas en el cargo, se informó oficialmente.

Arce quedó severamente cuestionado desde que hace una semana se revelara que en su declaración jurada omitió consignar sus antecedentes judiciales, que incluyen una condena a prisión y 20 denuncias fiscales.

El gobierno informó en un comunicado que Castillo “aceptó la renuncia irrevocable” de Arce, según la agencia de noticias Europa Press.

El propio funcionario saliente publicó en Twitter la carta de su dimisión, en la que invocó motivos “de índole personal” que no detalló.

Arce fue uno de los cuatro ministros que juraron el 22 de mayo y hasta esta tarde no se había anunciado quién sería su sucesor.

Hace una semana, un programa de televisión reveló que Arce estuvo en prisión en 1997 y tiene 20 denuncias fiscales.

El diario El Comercio afirmó luego que el entonces ministro no consignó sus antecedentes judiciales ni fiscales en la declaración jurada que estuvo legalmente obligado a presentar al asumir.

“En 20 minutos me hicieron firmar una declaración jurada que de una u otra forma no vi bien, es una omisión administrativa”, explicó Arce a la radio RPP.

Al día siguiente de tomar juramento a Arce y otros tres ministros, Castillo anunció que “en los próximos días” habría más cambios en el gabinete.

Sin embargo, desde entonces solo incorporó a Juan Lira como ministro de Trabajo en lugar de Betssy Chávez, censurada por el Congreso el 26 de mayo y, por ese motivo, obligada constitucionalmente a renunciar.

En los poco más de 10 meses que lleva al frente del gobierno de Perú, Castillo nombró a 53 personas para 56 gestiones al frente de las 19 carteras, incluida la Presidencia del Consejo de Ministros o jefatura del gabinete.

Dos de esas personas ocuparon más de un cargo -Aníbal Torres, actual jefe del gabinete, antes fue ministro de Justicia y Juan Carrasco fue ministro del Interior y de Defensa- y Alessandra Herrera, ministra de Energía y Minas desde el 22 de mayo, ya había desempeñado la misma función en febrero pasado. (Télam)