Yasmin “Jessie” Duarte, histórica asistente personal del fallecido expresidente de Sudáfrica Nelson Mandela y activista contra el apartheid, murió hoy en Johannesburgo a los 68 años, tras una prolongada enfermedad, informó su partido, el Congreso Nacional Africano (CNA).

Nacida en Johannesburgo el 19 de septiembre de 1953, Duarte ayudó a establecer estructuras para la sección femenina del CNA en las décadas los años 70 y 80, antes de convertirse en una figura destacada en el Frente Democrático Unido contra la segregación racial en la era del apartheid.

Mandela la nombró asistente especial cuando salió de la cárcel en 1990, cargo que ocupó hasta que él se convirtió en presidente, en 1994.

Duarte había sido designada secretaria general del CNA en mayo de 2021, cuando el hasta entonces titular, Ace Magashule, fue suspendido en espera de su juicio por cargos de corrupción.

Sin embargo, meses más tarde dejó ese cargo para tratarse el cáncer que finalmente le provocó la muerte.

Diversos partidos políticos sudafricanos expresaron sus condolencias y el recuerdo de las luchas emprendidas por Duarte en defensa de los derechos de los palestinos y la emancipación de la mujer.

“El sentido de la justicia de Jessie Duarte era agudo, y su simpatía por los pobres, los vulnerables, los indigentes y los marginados, profunda”, afirmó el presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa.

“Ella asumió su causa y se mantuvo firme en sus principios, incluso cuando su postura atrajo críticas o ataques personales; fue una defensora de los oprimidos en todas partes”, agregó el mandatario, según el portal de noticias News24.

Los restos de Duarte fueron sepultados hoy mismo, después de un funeral siguiendo los ritos musulmanes, en el cementerio de Westpark, en Johannesburgo, según la agencia de noticias Europa Press. (Télam)