El exgeneral venezolano Raúl Baduel, quien comandara la operación que liberó al entonces presidente Hugo Chávez tras el golpe de estado de abril de 2002 y fuera encarcelado y degradado tras manifestar críticas al creador del chavismo, murió hoy en prisión a los 66 años, informó una fuente oficial.

“Lamentamos el fallecimiento de Raúl Isaías Baduel de un paro cardiorrespiratorio producto del Covid-19”, escribió esta tarde el fiscal general designado por la extinta Asamblea Nacional Constituyente, Tarek Saab, en Twitter.

El funcionario afirmó que Baduel murió “mientras se le aplicaban cuidados médicos correspondientes” y que había “recibido la primera dosis de la vacuna” contra el coronavirus.

Baduel tenía una carrera militar y política ascendente desde que en abril de 2002 comandara la operación que liberó a Chávez y lo repuso en el gobierno tras el golpe de estado que lo había sacado del cargo por 36 horas.

Fue comandante del Ejército en 2004-06 y luego ministro de Defensa, hasta que en 2007 pasó a retiro y se opuso públicamente al proyecto de reforma constitucional que Chávez impulsó y que terminó derrotado en referendo.

En 2009 fue arrestado, acusado de corrupción, y un año después fue condenado a casi ocho años de prisión. En 2015 salió en libertad condicional, pero en enero de 2017 fue acusado de violarla y encarcelado nuevamente.

Click to enlarge
A fallback.

Antes de que su condena expirara, dos meses después, fue imputado de nuevos delitos -traición a la patria y rebelión militar, entre otros- y en febrero de 2018 fue degradado y destituido, junto a otros 23 oficiales presos, exiliados o fugados del país, por decreto del presidente Nicolás Maduro.

Baduel había alcanzado el grado de general en jefe, el máximo dentro del Ejército.

En diversas ocasiones, sus familiares y organizaciones humanitarias -entre ellas, Amnistía Internacional, que en septiembre de 2017 llamó a una campaña mundial por su “integridad física y mental”- denunciaron que Baduel estaba incomunicado e impedido de ver a sus parientes y abogados, en cárceles militares.

Uno de los hijos de Baduel, Raúl Emilio, fue detenido en marzo de 2014 durante una protesta en la ciudad de Maracay. Al año siguiente fue condenado a ocho años de cárcel por haber “instigado a desobediencia de las leyes”, pero fue excarcelado en 2018.

Otro de los hijos del exgeneral fallecido hoy, Josnars Adolfo, fue detenido en mayo de 2020, acusado de haber participado de la Operación Gedeón, un intento fallido de golpe de estado perpetrado por militares venezolanos y mercenarios extranjeros.

A principios de septiembre pasado, Andreína Baduel denunció en Twitter que su hermano Josnars y su padre estabas "secuestrados" en sendos "centros de torturas" del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), ambos en Caracas. (Télam)