Unas 15.000 enfermeras de 16 hospitales de Minnesota y Wisconsin, en el norte de Estados Unidos, iniciaron hoy una huelga de tres días para exigir mejores condiciones laborales y salarios más altos.

Se trata de la medida más grande de enfermeras del sector privado en el país, dijo la Asociación de Enfermeras de Minnesota (MNA), que está organizando la movilización.

Con pancartas que decían "Pacientes antes que ganancias", los grupos de empleados se reunieron en la madrugada para manifestarse frente a algunos de los establecimientos afectados, según fotos y videos publicados por la asociación.

Un vocero confirmó a la agencia de noticias AFP que el movimiento comenzó temprano a la mañana y se espera que dure hasta el jueves a la misma hora.

Los hospitales, por su parte, prevén continuar brindando atención, aunque con posibles interrupciones.

El North Memorial Health Hospital, ubicado en Robbinsdale, indica en su sitio web que es posible que deba hacer "algunos ajustes en la atención y los servicios que no sean de emergencia para garantizar un nivel adecuado de personal y trabajar con total seguridad durante la huelga", pero que, a priori, seguirá respetando la citas y los trámites ya previstos.

"En este momento, en Minnesota, las enfermeras están sobrecargadas de trabajo, los hospitales no tienen suficiente personal y a los pacientes se les cobra de más", dijo la MNA en un comunicado.

El sindicato dice que busca encontrar soluciones a los problemas de falta de personal, mientras que los gerentes de los hospitales solo quieren concentrarse en los salarios.

Un grupo que representa a los hospitales afirma haber propuesto aumentos salariales que van del 10% al 12% en tres años; las enfermeras piden del 27% al 30%.

Las dos partes llevan negociando más de cinco meses sin llegar a un acuerdo

En el último año se registraron huelgas regularmente en Estados Unidos, con trabajadores cansados por las largas jornadas laborales desde el comienzo de la pandemia de coronavirus, frustrados con las ganancias de sus empleadores y por el aumento del costo de vida. (Télam)