La Ciudad de México prevé para el próximo 7 de junio el regreso a clases presenciales, suspendidas desde marzo del año pasado, cuando estalló la pandemia de coronavirus, informó hoy el responsable de la Autoridad Educativa Federal, Luis Humberto Fernández.

"Nos estamos preparando para que las escuelas tengan las condiciones adecuadas, con mantenimiento mayor y menor", dijo el funcionario en rueda de prensa.

Entretanto, las autoridades organizan jornadas colectivas de limpieza, junto con el Gobierno y las comunidades escolares.

Entre los planes previos a la reapertura de escuelas están acciones dirigidas a fortalecer los lazos afectivos, reforzar los conocimientos adquiridos durante la pandemia y aliviar los efectos socioemocionales.

"Reabrir las escuelas será importante para disminuir la deserción escolar y realizar la regularización de los alumnos que no han podido mantener los aprendizajes deseados y ofrecerles el apoyo pedagógico", evaluó Fernández.

Unos 600 centros educativos en el sur, centro y oriente de la capital han comenzado los preparativos para la reapertura después de las elecciones legislativas y municipales del 6 de junio.

"Lo importante es el filtro en casa, el filtro a la entrada en la escuela y el filtro de refuerzo en el salón de clases", sobre los tres niveles de vigilancia que serán implementados, añadió el funcionario, citado por medios locales y la agencia de noticias Sputnik.

La asistencia a las escuelas será alternada según los apellidos de los alumnos, pero los centros escolares volverán a cerrarse si se confirma un contagio y entonces regresarán las clases a distancia.

Las autoridades sanitarias comenzaron a vacunar a más de tres millones de maestros en todo el país y al personal educativo, en el marco de la inmunización a personas adultas de 50 a 59 años.

La primera fase que comenzó en diciembre apuntó al personal de salud que atiende la pandemia y adultos mayores de 60 años.

México rebasó hoy las 30 millones de dosis recibidas de varias farmacéuticas, y espera 10 millones de unidades más en junio, hasta alcanzar las 80 millones para octubre, suficientes para inmunizar a todos los adultos mayores de 18 años, de los casi 128 millones de habitantes.

El país azteca, uno de los más afectados de la región, suma 2,39 millones de casos y 221.000 muertes, según el último parte sanitario. (Télam)