Al menos tres migrantes murieron hoy en el mar Egeo en el naufragio de la embarcación que los transportaba, horas después de otro incidente similar en el que perecieron otras 11 personas, informaron guardacostas griegos.

Las autoridades marítimas señalaron que habían encontrado tres cuerpos y rescatado a 57 personas de un barco que había volcado y se había hundido cerca de la isla de Paros.

Esta última tragedia -la tercera desde el miércoles- se produce en un momento de actividad de traficantes en aguas griegas inusualmente alta, como no se había visto en meses, consignó la agencia de noticias AFP.

Esta mañana se había completado un operativo para rescatar a 90 migrantes que habían quedado bloqueados en un islote al norte de la isla griega de Anticitera después de que el bote en que viajaban se chocara contra el propio accidente geográfico. Entre los supervivientes había 52 hombres, 11 mujeres y 27 niños. En la operación los guardacostas recuperaron 11 cadáveres.

Anteayer, un bote que transportaba a migrantes se hundió frente a la isla de Folegandros, muriendo al menos tres personas. Trece fueron rescatadas, pero docenas permanecen desaparecidas, indicaron las autoridades.

La agencia de la ONU para los refugiados, Acnur, aseguró que el accidente de Folegandros ha sido el peor en el mar Egeo este año. "Este naufragio es un doloroso recordatorio de que la gente continúa embarcándose en peligrosos viajes en busca de seguridad", dijo Adriano Silvestri, representante asistente del organismo en Grecia.

Click to enlarge
A fallback.

La ONU estima que unas 2.500 personas han muerto o desaparecido en el mar en su intento de llegar a Europa desde enero hasta noviembre de este año.

Cerca de un millón de personas, principalmente refugiados sirios, llegaron a la Unión Europea en 2015 tras cruzar a las islas griegas cerca de Turquía.

(Télam)