La conducción del Frente Guasú (FG) de Paraguay ratificó hoy al expresidente Fernando Lugo, en proceso de recuperación en Buenos Aires tras haber sufrido un ACV, como primer candidato al Senado para las elecciones internas de diciembre.

Una reunión de los titulares de los partidos que integran el FG -que, a la vez, está integrado a la Concertación nacional, que agrupa a casi toda la oposición- confirmó la postulación de Lugo.

La definición fue una salida a las versiones y a algunas expresiones de dirigentes que pidieron evaluar la conveniencia de mantener al exreligioso al tope de la nómina, porque obviamente no hará campaña y ni siquiera se sabe qué secuelas le quedarán del ACV que sufrió el 10 de agosto, y del que se recupera en una clínica de Buenos Aires.

“El senador Fernando Lugo continúa en proceso firme de recuperación, y permanece invariablemente como candidato número 1 para la lista del Senado”, señaló un comunicado de la conducción frentista.

Destacó el texto que Lugo -presidente del FG- “continúa un proceso progresivo de recuperación con un pronóstico claramente auspicioso” y pone de relieve que “en días recientes se ha observado un proceso evolutivo, en el cual mantiene constante comunicación con familiares que lo acompañan, como con el personal médico que lo atiende”.

El documento insistió en que “ante declaraciones y publicaciones de prensa que pudieran generar confusión” la mesa de presidentes del FG reafirma que la candidatura “continúa firme e invariable”.

El médico y senador Jorge Querey también reveló hoy que Lugo presenta una “muy buena evolución” desde el punto de vista neurológico, al punto que responde con la cabeza algunas “órdenes simples” y también señala si presenta algún dolor.

Se mantienen los ejercicios respiratorios con la idea de retirar pronto el respirador, lo que permitiría que salga del área crítica en la que recibe monitoreos especiales, reportó el diario ABC Color.

Querey manifestó que los casos de ACV dejan secuelas pero cada uno es “diferente”, por lo que no es posible estimar si Lugo presentará consecuencias leves, moderadas o severas. (Télam)