La excandidata presidencial francesa Marine Le Pen, de ultraderecha, recibió hoy dos huevazos durante una visita a Saint-Amand-les-Eaux, en el norte del país, donde asistió a un acto de su partido de cara a las elecciones legislativas de junio.

La política de Agrupación Nacional, que perdió en los comicios del 24 de abril pasado frente a Emmanuel Macron, se desplazó a Saint-Amand-les-Eaux para acompañar al aspirante de su formación por el distrito 20 del departamento Norte, Guillaume Florquin.

Decenas de personas se amontonaban en las inmediaciones de la sede de campaña de Florquin para ver la llegada de Le Pen, momento en el que desde la multitud le arrojaron dos huevos crudos, informó el diario La Voix du Nord, y tal como muestran videos publicados en redes sociales.

Poco después, el equipo de seguridad de la excandidata presidencial la rodeó mientras desde el gentío se escuchaban insultos en su contra, según testigos presenciales consultados por el diario Le Parisien.

Por su parte, el diputado y portavoz de Agrupación Nacional, Sébastien Chenu, definió el incidente como un gesto "marginal" y señaló que finalmente Le Pen pudo celebrar su reunión junto a simpatizantes "sin ningún problema".

En la misma línea, el subdelegado departamental de la formación, Joshua Hochart, apuntó que "el individuo habría sido detenido aparentemente por los agentes de Policía".

Macron se convirtió el 24 de abril en el primer jefe de Estado francés en ser reelegido para un segundo mandato desde 2002, con un 58,55% de votos frente a Le Pen, pero la aplicación de su programa depende de los comicios legislativos del 12 y 19 de junio. (Télam)