Decenas de mujeres organizadas se reunieron hoy en la Plaza Central de la capital de Guatemala para exigirle al Gobierno del presidente Alejandro Giammattei medidas frente al aumento de los índices de violencia contra la mujer y denunciar los recientes casos de femicidios que, en los primeros 18 días de 2021, ascendieron a 42.

“Si tocan a una, respondemos todas; si matan a una, se levantan todas; hay que romper el silencio, hay que decir aquí estamos presentes”, expresó Rosa Gallardo, del Colectivo de Mujeres 8 de Marzo, citada por el diario La Hora.

Gallardo pertenece a una de las tantas organizaciones de mujeres que se concentraron esta mañana en el popular parque ubicado frente al antiguo Palacio de Gobierno ante un repunte de casos de femicidios.

El punto de encuentro de la convocatoria fue el corazón de la plaza, donde los distintos colectivos instalaron un altar por la muerte el 8 de marzo de 2017 -cuando se celebraba el Día Internacional de la Mujer- de 41 niñas y adolescentes en un refugio estatal para menores.

Hoy, al llegar, las organizaciones denunciaron amenazas: una paloma muerta y dos cruces en el centro del memorial, señal que para Gallardo es una "clara muestra de lo que el Gobierno hace en contra de la organización de mujeres".

"Somos el 60% que paga impuesto, el desarrollo económico de este país somos las mujeres y aun así nos están matando; hay crímenes supuestamente sentimentales dicen, pero no son sentimentales, son crímenes de Estado, porque no se aplican las leyes", denunció.

Del 1 al 18 de este mes, el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) contabilizó 42 víctimas de femicidio y el Ministerio Público recibió, en estas tres primeras semanas de enero, 2,648 denuncias por violencia contra la mujer.

Una de las jornadas más violentas se vivió el viernes pasado, cuando se reportaron seis femicidios, entre los que figuran el asesinato de una investigadora de la fiscalía, Luz María del Rocío López Morales, de 25 años, cuyo cuerpo fue hallado en un tragante de la Avenida Simón Cañas, zona 2 de la capital nacional y el de Hillary Sarai Arredondo de León, de 3 años, en el municipio de Tiquisate, Escuintla.

"Las mujeres no estamos seguras en Guatemala, no se nos considera personas y la forma de los femicidios es aberrante", explicó Lenina García, exsecretaria general de la Asociación de Estudiantes de la estatal Universidad de San Carlos de Guatemala.

Guatemala tiene tiene la mayor tasa de muertes violentas de mujeres (9,7 de cada 100.000 personas), según la Organización de Naciones Unidas (ONU), y de acuerdo a las estadísticas, seis de cada 10 víctimas son adultas, dos niñas y adolescentes y dos no tienen registro.

También participó de la manifestación el Procurador de los Derechos Humanos (PDH), Jordán Rodas, quien se pronunció sobre la postura del Gobierno frente a la problemática.

“No hay ninguna reacción del Gobierno. No puede ser que sea indiferente y que dé la espalda ante esta cruda realidad. Las mujeres se sienten amenazadas”, aseveró y exhortó a Giammattei a pronunciarse por los últimos femicidios y por los dos jóvenes que perdieron un ojo en las manifestaciones de noviembre pasado. (Télam)