Dos casos de la variante sudafricana de coronavirus fueron detectados por primera vez en Estados Unidos, el país más afectado del mundo por la pandemia, informaron hoy las autoridades de Carolina del Sur.

Los funcionarios de salud de este estado precisaron que no establecieron un vínculo entre los dos pacientes ni han identificado ningún viaje reciente en el que puedan haberse contagiado.

Se han observado varias mutaciones del patógeno desde su aparición, aunque la mayoría no representa mayores riesgos para la población si bien algunos pueden ser más contagiosos.

Estados Unidos ya registró casos de las nuevas cepas británica y brasileña en su territorio, frente a lo cual los laboratorios Pfizer y BioNTech anunciaron hoy que su vacuna es efectiva contra las mismas, reseñó la agencia de noticias AFP.

La empresa estadounidense de biotecnología Moderna indicó, por su lado, que su vacuna es eficaz contra la variante británica, pero que se había observado una reducción en la protección contra la sudafricana

El caso de un joven estudiante que vacunó a cuatro amigos en Filadelfia generó indignación en Estados Unidos, donde la escasez de inoculantes ha impedido a muchos ancianos obtener la codiciada inyección.

El estudiante universitario Andrei Doroshin, de 22 años, admitió hoy en una entrevista con la cadena local NBC que cometió un error al apoderarse de vacunas de la asociación "Philly luchando contra el covid", que creó en 2020 con voluntarios para vacunar a sus amigos.

Pero aseguró que tras un día de vacunación masiva a personas que cumplían con los requisitos habían sobrado cuatro que expirarían si no eran usadas, y por eso decidió inyectar él mismo a sus amigos.

"Las dosis iban a expirar. Es mi error. Es un error que cargaré conmigo hasta el fin de mi vida. Pero no es un error de la organización", lamentó Doroshin.

A raíz de lo sucedido, el Gobierno municipal de Filadelfia cortó lazos con la organización, que en los últimos tiempos pasó de ser un grupo sin fines de lucro a una empresa que busca rentabilidad.

La primera potencia mundial presenta hasta el momento 25,6 millones de contagios y 429.000 muertes.

(Télam)