La presidenta de la Comisión Europa, Ursula von der Leyen, anticipó hoy que no habrá "atajos" en el proceso de adhesión de Ucrania a la Unión Europea (UE), en respuesta a la sugerencia de algunos líderes de países y eurodiputados de construir una instancia previa a la aceptación en la que los candidatos puedan cooperar en determinados asuntos.

"Es importante la señal de que no habrá atajos para Ucrania, se deben cumplir las condiciones, pero si invertimos y lo combinamos con reformas eso construirá el camino de Ucrania hacia la UE", expresó Von der Leyen en un debate en el pleno del Parlamento Europeo reunido en la ciudad francesa de Estrasburgo.

La jefa del Ejecutivo comunitario subrayó que la UE y Ucrania "saben mucho el uno del otro" porque la cooperación que existía antes de la invasión rusa mediante el Acuerdo de Asociación permitió avanzar en reformas y en intensificar la cooperación, también en el marco de un "amplio" acuerdo para la liberalización del comercio.

Hace un mes, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, evaluó que la adhesión de Ucrania podría tardar "décadas" por lo que propuso construir una "comunidad política europea" a la que se puedan incorporar países que comparten los valores de UE, una propuesta que fue considerada "muy interesante" por el canciller alemán, Olaf Scholz.

Macron dijo que esta organización permitiría a las democracias construir un espacio de “cooperación política, de seguridad, energética, de transportes, de inversiones en infraestructuras, de circulación de las personas y en particular de la juventud”.

En el debate en el Parlamento Europeo, el líder del Partido Popular Europeo, el alemán Manfred Weber, reclamó que en la próxima cumbre de la UE, que se celebrará los días 23 y 24 de junio, se envíe un "claro mensaje" de apoyo a Ucrania concediéndole el estatus de candidato a la adhesión, informó la agencia de noticias Europa Press.

Ucrania, sin embargo, rechazó cualquier versión "sustituta" a su candidatura para entrar al bloque, que debería decidirse en la próxima cumbre.

"No aceptaremos ninguna versión sustituta o alternativa al estatus de candidato por muy optimistas que puedan ser", afirmó el ministro de Relaciones Exteriores ucraniano, Dmytro Kuleba, citado por la agencia Ukrinform.

"Necesitamos el estatus de candidato a miembro de la Unión Europea, no de candidato a candidato, o de potencial candidato, o cualquier otro sustituto. Llevamos mucho tiempo jugando a este juego y sabemos cómo funciona", expresó.

El ministro agregó que Ucrania estará satisfecha con que se les otorgue el estatus habitual de cualquier candidato a miembro de la UE y que no necesitan "inventar nada especial".

"El estatus de candidato es la última barrera psicológica de los escépticos de la Unión Europea que debemos superar", aseveró Kuleba en una sesión informativa celebrada hoy en Kiev.

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, firmó su solicitud de adhesión a la UE el 28 de febrero, cuatro días después de la invasión rusa a Ucrania.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea abordarán en la cumbre de junio la petición, si bien están a la espera de que el Ejecutivo comunitario emita un dictamen sobre la situación, una evaluación sobre las aspiraciones de adhesión que servirán de base para la discusión a Veintisiete.

En 2014, la decisión del entonces presidente ucraniano, Viktor Yanukovich, de rechazar el Acuerdo de Asociación con la UE y en su lugar favorecer acuerdos con Rusia, dividió a la sociedad y desató unas violentas protestas que forzaron la caída del Gobierno a la vez que desataron el levantamiento en las provincias prorrusas de Donetsk y Lugansk, en el este del país. (Télam)