La misión de observación electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA) que monitoreó las elecciones regionales en Bolivia el domingo pasado festejó hoy el positivo desarrollo de la consulta y celebró la alta concurrencia a las urnas.

En un comunicado, la OEA indicó que, pese a algunos incidentes en Santa Cruz y Pando, en general "la población se distinguió por un correcto comportamiento cívico", y la invitó a "esperar con calma los resultados oficiales".

La misión felicitó también al Tribunal Supremo Electoral (TSE) por la decisión de relanzar el escrutinio mediante las plataformas Facebook y Youtube, permitiendo a la población seguir la evolución sin interrupciones.

La OEA fue responsable, tras las elecciones de 2019, de un informe que sirvió como excusa para el golpe institucional contra el entonces presidente Evo Morales, por lo que el ahora mandatario Luis Arce decidió el domingo último no participar en el arranque de la jornada electoral con funcionarios del organismo.

En cuanto a los resultados, el escrutinio avanzaba con extrema lentitud, pero ya están confirmados casi todos los ganadores de las compulsas por las gobernaciones.

El departamento de Chuquisaca era uno de los que tenía final abierto, y ahora, computado el 100% de las mesas, se confirmó que habrá segunda vuelta entre los candidatos de Chuquisaca Somos Todos (CST), Damián Condori (45,62%), y Juan Carlos León, del Movimiento Al Socialismo (MAS, con el 39,12%).

En la ciudad de Sucre, capital del Estado, se da una situación curiosa: la Sala Plena del Tribunal Electoral Departamental (TED) determinó que la elección municipal se repetirá el domingo 21 en tres mesas cuyas actas fueron observadas parcialmente.

Por el momento, Enrique Leaño, del MAS (33,27%), lleva la ventaja sobre el candidato de la Alianza República 2025 (R-2025), Horacio Poppe (33,07%), por apenas 344 votos.

Otro éxito para el MAS fue la victoria, por primera vez, en el municipio de Oruro, donde su candidato Adhemar Wilcarani, sobrino de Evo Morales, suma el 29,52% de los votos cuando apenas queda un acta por computar, y el aspirante de Un Sol para Oruro, Marcelo Medina, queda muy cerca, con el 28,25%.

Con el 100% de actas computadas, en la alcaldía de Tarija se consolidó la victoria de Unidos, que postuló a Johnny Torres y logró el 53,68% del apoyo electoral, seguido por el MAS, que logró un 25,36%.

No hay cambios, hasta acá, en lo que dijeron los primeros cómputos en las gobernaciones: el MAS gana Cochabamba, con Humberto Bachez Sánchez, y en Santa Cruz se impuso el opositor Luis Fernando Camacho, señalado como uno de los impulsores del golpe contra Morales.

En Beni aparece adelante el candidato del Movimiento Tercer Sistema (MTS), José Alejandro Unzueta, mientras el Partido Acción Nacional Boliviano (PAN-BOL) se perfila como ganador en Potosí, con Marco Pumari, aunque la masista Jhonny Mamani pelea para entrar en segunda vuelta.

Habrá balotaje, si los resultados no cambian drásticamente, en La Paz, Oruro, Pando y Tarija. (Télam)