La expresidenta de facto boliviana Jeanine Áñez sufrió hoy otro revés judicial, porque la justicia de La Paz declaró improcedente una nueva apelación que había presentado y con la que buscaba salir de la cárcel en la que cumple detención preventiva, acusada de sedición y terrorismo por el golpe de Estado contra Evo Morales en 2019.

"Se ha establecido que la resolución del juez que ordenó la aprehensión de la imputada cuenta con la debida fundamentación fáctica y jurídica, por lo que se declara improcedente el recurso de apelación", anunció el juez César Portocarrero, al término de una audiencia en línea.

Áñez había perdido hace una semana una primera apelación, cuando un juez, en vez de levantar la sanción amplió de cuatro a seis meses su detención preventiva. Áñez está presa desde el 13 de marzo, y dos de sus exministros desde el 12.

La Sala Penal Primera de La Paz que preside Portocarrero confirmó también la orden de detención por un semestre contra Áñez y los exministros de Justicia, Álvaro Coimbra, y de Energías, Rodrigo Guzmán.

La detención prejudicial daría a los fiscales tiempo suficiente para preparar el proceso contra Áñez, quien en este caso no está acusada como expresidenta sino como exsenadora que tomó el poder sin aval del parlamento tras el derrocamiento de Morales, señalaron la agencia Sputnik y el sitio Unitel.

Luis Guillén, abogado de la exmandataria, adelantó que acudirá a otras instancias constitucionales para observar las resoluciones emitidas por la justicia ordinaria.

En la audiencia, los abogados de los acusados enfrentaron a abogados de la denunciante principal, la exdiputada oficialista Lidia Patty, de la Procuraduría General del Estado y del Ministerio de Justicia. El juicio, de carácter penal ordinario, no requiere aprobación parlamentaria.

Otros cinco procesos de responsabilidades también planteados contra Áñez, por masacres, delitos económicos y otros, están actualmente en consideración de la Fiscalía y deberían ser aprobados por dos tercios de votos del parlamento para llegar al Tribunal Supremo de Justicia.

El gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS) tiene mayoría absoluta en las dos cámaras legislativas, pero necesita votos de la oposición para lograr los dos tercios.

Añez cumple detención preventiva en la cárcel de mujeres de Miraflores, mientras que los exministros están encarcelados en el penal de San Pedro. (Télam)