Los 15 años de gobiernos del Frente Amplio (FA) son los "más prósperos de la historia" uruguaya, afirmó hoy el secretario político de esta coalición de izquierda, Rafael Michelini, con motivo de cumplirse mañana medio siglo de la fundación del FA.

"Hoy no se puede pensar el Uruguay sin el frente", dijo a Télam Michelini, hijo del exsenador Zelmar Michelini, uno de los fundadores del FA que fue secuestrado y asesinado en Buenos Aires el 18 de marzo de 1976.

Su cuerpo fue descubierto tres días más tarde, junto a los del diputado Héctor Gutiérrez Ruiz, del Partido Nacional, y los refugiados políticos Rosario Barredo y su compañero Williams Whitelaw, según informes de la Presidencia uruguaya.

En declaraciones telefónicas desde Montevideo, el secretario político del FA afirmó que "no se puede desconocer la historia de esta coalición que luchó contra la dictadura y por los derechos humanos, así como los 15 años más prósperos de la historia del pueblo uruguayo", bajo las presidencias de José "Pepe" Mujica (2010-2015) y Tabaré Vázquez (2005-2010 y 2015-2020).

Recordó que la conformación del FA "es, como su nombre lo indica, muy amplia, pues está formado por comunistas, colorados, socialistas, batllistas (corriente del Partido Colorado del expresidente José Batlle y Ordóñez), socialdemócratas, demócratas cristianos y hasta liberales".

"El FA es muy heterogéneo, y todos sus partidarios son progresistas; todos creen en la igualdad, la libertad y la solidaridad", agregó.

El dirigente frenteamplista afirmó que "la izquierda se divide permanentemente en la región" y señaló que "este problema viene desde cuando los llamados ´Humanistas´ se sentaba a la izquierda" en Francia.

"Este es el verdadero problema de la izquierda", evaluó, y aseguró que el FA "tiene un nivel de unidad y de amplitud al mismo tiempo, que es deseado por el resto de la izquierda latinoamericana".

Michelini dijo que el FA "ya está dentro de la historia política uruguaya, porque no se puede pensar el Uruguay sin el Frente Amplio".

El secretario político del FA dijo que la alianza frenteamplista bajó la pobreza del 32% a un promedio del 8%, y la indigencia del 5,2 al 0,3%, prácticamente nula.

"Lo que hizo el FA fue repartir su crecimiento con distribución, y la distribución con crecimiento", afirmó Michelini.

En cuanto a las tareas que tendrá en el futuro la coalición de izquierda, señaló que "Uruguay, en términos generales, lo que necesita es inversión permanente, creer en nosotros mismos y construir un mercado más interno".

"Por supuesto, necesitamos ciencia y tecnología para construir un país donde los niveles de igualdad generen condiciones de convivencia social de primer mundo", aseguró.

El dirigente del FA dijo que su formación política "en comparación con otros países, tiene un nivel de unidad y de amplitud que es deseado por el resto de la izquierda latinoamericana".

"Unidad: porque el FA actúa en conjunto y, de amplitud, porque alguien que sea verdaderamente de izquierda, o que se sienta progresista y quiera la igualdad y la libertad, tiene un lugar en el Frente Amplio", señaló finalmente. (Télam)