El candidato presidencial colombiano Rodolfo Hernández anunció hoy que por motivos de "seguridad" decidió cancelar todas sus apariciones públicas hasta la segunda vuelta de las presidenciales del 19 de junio, en la que se enfrentará a Gustavo Petro, candidato de la coalición de izquierda Pacto Histórico.

"Por mi seguridad, y para garantizar la posibilidad de una elección democrática este 19 de junio, he tomado la decisión de cancelar todas mis apariciones públicas de aquí a las elecciones", tuiteó el candidato de la Liga de Gobernantes Anticorrupción tras una rueda de prensa en Miami, en el sureste de Estados Unidos.

"En este momento tengo la certeza de que mi vida está en riesgo", escribió en otro mensaje el populista de derecha, que acudió a Florida para reunirse con miembros de la comunidad colombiana local, informó la agencia de noticias AFP.

Durante la rueda de prensa, Hernández, de 77 años, denunció que se desarrolla una campaña en su contra.

"Están planificando destruirnos a través de falsos testimonios y con testigos falsos", sostuvo, sin dar nombres, para luego agregar: "Ya recibí las precauciones de que estarían intentando matarme".

"Esa matada no es a plomo, será a cuchillo. (...) Porque resulta que sale la gente al aeropuerto a recibirme o vamos a un salón y hay que entrar. Y ahí me ponen a cuatro o cinco que me protegen, pero cuando son 500 empujando, están diciendo que me van a apuñalar", añadió.

El exalcalde de Bucaramanga había anunciado hace una semana que no participaría en debates electorales, ni en actos públicos de ese estilo, más allá de alguna entrevista, centrando su campaña en comparecer en redes sociales, una estrategia que pareció funcionarle después de que, contra todo pronóstico, se convirtiera en la segunda opción más votada entre los colombianos en la primera vuelta del 29 de mayo.

Hernández viajó a Florida para ganarse los votos de la importante comunidad local. En el sur del estado hay 100.000 ciudadanos colombianos aptos para votar, de los que la mitad acudieron a las urnas en la primera vuelta.

Durante la campaña para la primera vuelta, Petro también llegó a cancelar parte de su gira electoral porque aseguró que había un plan para asesinarlo.

En el último sondeo sobre preferencia de voto para el balotaje, Hernández lograba el 46,7% de los sufragios, por detrás de Petro, con el 48,5%, según la encuesta de la consulta GAD3, que cifra el voto en blanco en el 5%. (Télam)