El expresidente Fernando Henrique Cardoso (1994-2002) evitó hoy, en una carta pública, pedir a sus seguidores que voten a Luiz Inácio Lula da Silva, el candidato favorito para derrotar al mandatario Jair Bolsonaro el 2 de octubre, aunque sugirió que lo hagan por alguien que tiene "compromiso con la lucha contra la pobreza y la desigualdad" y el fortalecimiento de las instituciones.

Cardoso, de 91 años y del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), no pidió el voto para la candidata que apoya su fuerza orgánicamente, la senadora Simone Tebet, del Movimiento de la Democracia Brasileña (MDB) del expresidente Michel Temer, que marcha cuarta en las encuestas con 4%.

"Pido a los electores que voten el 2 de octubre por alguien que tiene compromiso con la lucha contra la pobreza y la desigualdad, defiende derechos iguales para todos independientemente de raza, género y orientación sexual, se enorgullece de la diversidad cultural de la nación brasileña, valora la educación y la ciencia y está empeñado en la preservación del patrimonio ambiental, en fortalecer las instituciones que aseguran nuestras libertades y en el restablecimiento del papel histórico de Brasil en el plano internacional", dice la carta divulgada por la oficina de prensa de Cardoso.

El expresidente se negó a seguir a varios dirigentes de su fuerza, el PSDB, como el excanciller Aloyzio Nunes y su exministro de Justicia Miguel Reale Junior, que declararon el apoyo a Lula contra la reelección de Bolsonaro.

Cardoso y el PSDB fueron los principales rivales de Lula y el Partido de los Trabajadores desde la redemocratización iniciada en 1985.

El sociólogo venció a Lula en primera vuelta en 1994 y 1998, mientras que el exmetalúrgico derrotó a los delfines de Cardoso José Serra en 2002 y Geraldo Alckmin en 2006, ambos exgobernadores de San Pablo.

Alckmin dejó el PSDB y en 2021 se afilió al Partido Socialista Brasileño (PSB), por lo que fue elegido por Lula como su candidato a vice.

Serra perdió en 2010 ante Dilma Rousseff, lo mismo que otro dirigente del PSDB, Aecio Neves, en 2014.

El PSDB de Cardoso participó del juicio político para derrocar a Rousseff y formó parte del gobierno de coalición de Michel Temer y el plan llamado un "puente para el futuro" con el cual se llevó a cabo la reforma laboral.

Ahora, el PSDB está dividido y a nivel nacional mantiene la alianza con Temer con la candidatura de la senadora Tebet. (Télam)