El gobierno de El Salvador responsabilizó a la oposición por el incendio de un puesto móvil de atención consular en Nueva York, ocurrido hoy, y la acusó de llevar adelante "actos de terrorismo" y "vandalismo".

"Estos son actos de terrorismo", escribió el presidente Nayib Bukele en Twitter, donde reprodujo fotos del vehículo quemado que habían sido posteadas por la secretaria de Salvadoreños en el Exterior, la oficialista Wendy Clavijo.

El vehículo que funcionaba como puesto de atención consultar en Long Island fue incendiado en un "atentado terrorista perpetrado esta madrugada", informó la cancillería en un comunicado.

"Según reportes preliminares, un grupo de personas quemó el vehículo que se empleaba para la realización de consulados móviles, que tienen como objetivo principal acercar los servicios a la comunidad que reside en zonas apartadas y ciudades que se encuentran a larga distancia de la sede consular", agregó el documento, según la agencia AFP.

Clavijo responsabilizó por el hecho a "supuestos simpatizantes" de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena) y el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), los partidos de derecha e izquierda, respectivamente, que gobernaron El Salvador entre 1989 y 2019, hasta la llegada de Bukele a la administración.

"Este día, a las 5 am, supuestos simpatizantes de Arena y el FMLN han ido al consulado de Long Island en NY a hacer actos de vandalismo", sostuvo la funcionaria.

Al reproducir el mensaje de Clavijo, Bukele agregó que los opositores "están desesperados por recuperar el poder y no les importa lo que tengan que hacer para lograrlo".

El mandatario retuiteó el mensaje de Clavijo y sostuvo que "están desesperados por recuperar el poder y no les importa lo que tengan que hacer para lograrlo".

En Estados Unidos viven 2,5 millones de los tres millones de salvadoreños residentes en el exterior, cuyas remesas de dinero equivalieron a 22% del producto bruto interno salvadoreño en 2020, según datos oficiales. (Télam)